• Vitali Churkin, embajador ruso ante la Organización de las Naciones Unidas (ONU), durante una rueda de prensa en la sede del organismo en Nueva York.
Publicada: jueves, 15 de diciembre de 2016 0:48
Actualizada: jueves, 15 de diciembre de 2016 2:01

Los representantes de Rusia y EE.UU. en la ONU se enzarzaron en una pelea verbal durante la última reunión del Consejo de Seguridad sobre la ciudad de Alepo.

El embajador ruso en la Organización de las Naciones Unidas (ONU), Vitali Churkin, subió el martes el tono contra su homóloga estadounidense, Samantha Power, quien denunció a Moscú, Teherán y Damasco por la situación que atraviesa la referida localidad siria.

La representante de EE.UU. equiparó las operaciones del Ejército sirio con el Genocidio de Ruanda en 1994, la masacre en la ciudad serbia de Srebrenica en 1995 y el ataque químico a Halabja (Irak) en 1988 que provocó la muerte de miles de civiles kurdos.

Samantha Power habla como si fuera la Madre Teresa de Calcuta. ¡Recuerde a qué país representa usted! ¡Recuerde su propio historial!”, replicó el embajador ruso en la Organización de las Naciones Unidas (ONU), Vitali Churkin.

“Halabja, Ruanda, Srebrenica, y ahora Alepo (…) Rusia, Irán y Siria; ustedes están cometiendo crímenes [en Alepo] ¿Verdaderamente son incapaces de avergonzarse? ¿No hay nada por lo que se sientan avergonzados?”, preguntó Power con una voz lastimera.

 

El embajador de Rusia inmediatamente tomó la palabra: “No quiero recordar el papel de EE.UU. y sus aliados en la creación del EIIL (acrónimo del grupo terrorista Daesh en árabe) en Irak. Tampoco quiero recordar cómo ellos provocaron la crisis siria”, informa Sputnik.

“Samantha Power habla como si fuera la Madre Teresa de Calcuta. ¡Recuerde a qué país representa usted! ¡Recuerde su propio historial! Y después póngase a argumentar desde el punto de vista moral o desde cualquier otro tipo de superioridad”, replicó Churkin.

Poco antes del comienzo de esa sesión del Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas (CSNU), el representante de Rusia informó del fin de los combates en la parte oriental de Alepo, que desde primeras horas del miércoles está bajo el control del Gobierno sirio.

Aun así, fuentes militares sirias han asegurado que los llamados ‘rebeldes’ han puesto en jaque los planes para la evacuación de la ciudad después de lanzar, la misma jornada, ataques con artillería en el este de Alepo, incidentes en los que al menos seis civiles han perdido la vida.  

mpv/anz/mjs/rba