• El consumo regular de fármacos para el dolor y el sueño aumenta el riesgo de fragilidad.
Publicada: lunes, 18 de noviembre de 2019 1:15

Una nueva investigación muestra que el consumo regular de fármacos para el dolor y el sueño aumento el riesgo de fragilidad un 95 por ciento.

El estudio, realizado por un grupo de investigadores de Oregon Research Institute (ORI) y Florida Atlantic University —ambos en EE.UU.— y publicado recientemente en Journal of the American Geriatric Society, ha encontrado un vínculo significativo entre el uso regular de fármacos recetados para el dolor y/o el sueño y el riesgo de fragilidad en adultos de 65 años o más, y tras más de ocho años de seguimiento, ha cifrado en un 95 % ese aumento del riesgo.

El estado de fragilidad es un síndrome clínico-biológico caracterizado por una disminución de la resistencia y de las reservas fisiológicas del adulto mayor a consecuencia del acumulativo desgaste de los sistemas fisiológicos, causando mayor riesgo de sufrir efectos adversos para la salud, como caídas, discapacidad, hospitalización y muerte.

Los investigadores también descubrieron que para aquellos pacientes que solo tomaron medicamentos de un tipo, ya fuera para el dolor o para el sueño, el aumento del riesgo fue de un 58 y de un 35 %, respectivamente.

El uso de múltiples medicamentos recetados es un fenómeno creciente, especialmente entre los adultos mayores”, advierte Juyoung Park, uno de los investigadores.

 

“El uso de múltiples medicamentos recetados es un fenómeno creciente, especialmente entre los adultos mayores”, dijo Juyoung Park, uno de los investigadores, pidiendo a los médicos que eviten prescripciones inapropiadas de medicamentos.

ftn/rha/rba

Comentarios