• Un interceptor del sistemas de defensa antimisiles estadounidense THAAD lanzado desde Alaska, EE.UU., 30 de julio de 2017. (Foto: AFP)
Publicada: miércoles, 24 de abril de 2019 21:36
Actualizada: miércoles, 24 de abril de 2019 22:43

El ministro de Defensa de Rusia avisa que tienen a su disposición los medios para burlar el sistema antimisiles de “carácter desestabilizador” de EE.UU.

“Ningún sistema antimisiles puede garantizar una protección al 100 %, los medios para burlarlo pueden ser desarrollados en un plazo breve de tiempo y Rusia ha cumplido esa tarea”, ha destacado este miércoles Serguéi Shoigú en la VIII Conferencia de Seguridad Internacional de Moscú (MCIS, por sus siglas en inglés).

De igual modo, ha avanzado que el propio país norteamericano, pese a que lo niegue, formalizó oficialmente en sus documentos que el sistema en mención tiene una “orientación antirrusa”.

A juicio del alto cargo castrense, EE.UU., con el despliegue incontrolado e ilimitado de sus sistemas antimisiles en el mundo socava la confianza y estimula una carrera armamentística, en especial, tras su retirada del Tratado de Fuerzas Nucleares de Alcance Intermedio (INF, por sus siglas en inglés) de la época de la Guerra Fría.

Ningún sistema antimisiles puede garantizar una protección al 100 %, los medios para burlarlo pueden ser desarrollados en un plazo breve de tiempo y Rusia ha cumplido esa tarea”, destaca el ministro de Defensa de Rusia, Serguéi Shoigú, en alusión a EE.UU.

 

En marzo, Moscú respondió a la salida de Washington del referido pacto y suspendió su participación en el mismo. Por otro lado, Rusia argumenta que los sistemas de defensa de misiles desplegados por los estadounidenses en el continente europeo pueden ser adaptados para lanzar misiles de crucero prohibidos por el INF.

“Hoy, EE.UU. está desplegando instalaciones de defensa contra misiles fuera de su territorio, delegando en sus aliados algunas de las responsabilidades de proteger a EE.UU. de los ataques con misiles balísticos”, ha denunciado Shoigú, lamentando que los aliados de Washington se hayan convertido en “rehenes” de sus decisiones aventuristas.

En otra ocasión, el presidente ruso, Vladimir Putin, arremetió contra Europa Occidental por no tener una política independiente de EE.UU. e indicó que dichos países no quieren misiles estadounidenses en su territorio, pero no se atreven a oponerse a Washington.

mtk/anz/fmk/rba

Comentarios