• El portavoz de la Cancillería de Irán, Bahram Qasemi, ofrece un discurso en Teherán (capital).
Publicada: viernes, 16 de noviembre de 2018 11:05

Irán condena, en duros términos, la aprobación de una resolución antiraní sobre DD.HH. por parte de ciertos países occidentales y el régimen de Israel.

“Condenamos fuertemente el uso instrumental de derechos humanos (…) por parte de ciertos países occidentales, el régimen ocupante e infanticida de Israel y algunos Estados reaccionarios de la región”, ha declarado este viernes el portavoz de la Cancillería de Irán, Bahram Qasemi.

El vocero del Ministerio de Exteriores de Irán ha reaccionado así a la aprobación el jueves en el Consejo de Seguridad de Naciones Unidas (CSNU) de un proyecto de resolución antiraní —presentado por Canadá— con 85 votos a favor, 30 en contra y 68 abstenciones.

Dicha resolución se ha preparado y aprobado con objetivos políticos, ha denunciado Qasemi, antes de aseverar que tales acciones socavan la confianza de la comunidad internacional a mecanismos internacionales y debilitan su eficacia en tiempos necesarios.

Condenamos fuertemente el uso instrumental de derechos humanos, (…) por parte de ciertos países occidentales, el régimen ocupante e infanticida de Israel y algunos Estados reaccionarios de la región”, señala el portavoz de la Cancillería iraní, Bahram Qasemi, en reacción a la aprobación de una resolución antiraní sobre DDHH.

 

Ante tal coyuntura, el funcionario iraní ha resaltado que el Examen Periódico Universal (UPR, por sus siglas en inglés) —un mecanismo del Consejo de los Derechos Humanos de Naciones Unidas (CDHNU)— es un medio adecuado para evaluar la situación de los derechos humanos en los países.

La constructiva cooperación de Irán en el UPR pone de manifiesto la seriedad del país persa en promover los derechos humanos y cumplir sus compromisos internacionales, ha agregado.

Ciertos países acusan a la República Islámica de violar “los derechos humanos de sus ciudadanos”. Por su parte, Teherán asegura que estas infundadas acusaciones son parciales, politizadas e inaceptables y muestran una imagen distorsionada e irreal de la situación vigente en Irán”.

Debido a esta situación, Irán ha demandado ante el CDHNU poner fin a la hipocresía, la distinción y los dobles raseros aplicados por ciertas potencias occidentales en tema de derechos humanos, e invita a todos a iniciar un diálogo integral para fortalecer los DD.HH.

fmk/rha/fdd/mjs

Comentarios