• El fiscal general de Teherán, Abás Yafari Dolatabadi.
Publicada: miércoles, 14 de febrero de 2018 8:12

Los detenidos agentes de la Inteligencia de Estados Unidos y el régimen de Israel espiaban las actividades misilísticas de Irán, entre otras, usando las cámaras especializadas con las que aparentemente observaban el medio ambiente, afirmó el fiscal general de Teherán.

En alusión a la detención de un número de individuos por cargos de espionajes, el fiscal general Abás Yafari Dolatabadi explicó el martes que los espías habían instalado algunas cámaras en ciertas zonas estratégicas del país para registrar aparentemente casos medioambientales, pero en realidad, vigilaban las actividades misilísticas de Irán, entra otras.

Los acusados, que recibían órdenes del servicio de inteligencia israelí (el Mossad) y de la Agencia Central de Inteligencia de EE.UU. (CIA, por sus siglas en inglés), enviaban los datos y las imágenes que recogían a los extranjeros a través de los agentes desconocidos, matizó.

Dolatabadi destacó, asimismo, que algunos de los detenidos han confesado haber realizado varios viajes a los territorios ocupados palestinos bajo diferentes pretextos, incluido participar en la conferencia del Programa de Gestión Integrada de los Recursos Naturales de la Región de Oriente Medio y Norte de África (MENARID, por sus siglas en inglés), un evento que, según el fiscal, contaba con la participación de los altos cargos del Mossad.

 

El fiscal iraní señaló que el ecologista Kavus Seyed Emami, de doble nacionalidad irano-canadiense, era una de las personas clave que estaba en contacto directo con un militar estadounidense que había viajado a Irán para fundar un centro de espionaje bajo el camuflaje de realizar actividades medioambientales.

Sobre la muerte de Emami en prisión, Dolatabadi explicó que durante su interrogatorio, el supuesto activista medioambiental pidió tiempo para responder a las preguntas. Tras volver a su celda, él se suicidó, guardando un silencio eterno ante la información que tenía.

A finales de enero, la Fiscalía general de Teherán confirmó la sentencia de diez años de prisión para un individuo por haber revelado información clasificada de la industria eléctrica y nuclear del país al Mossad.

Los agentes de los servicios extranjeros de Inteligencia también están involucrados en el asesinato de varios científicos nucleares de Irán. Philip Giraldi, un exagente de la CIA ha revelado que entre 2010 y 2012, dicho ente y el Mossad asesinaron a varios científicos nucleares iraníes en colaboración con el grupo terrorista Muyahidin Jalq (MKO, por sus siglas en inglés).

ask/ktg/msf

Comentarios