• La presidenta del Consejo de Ministros de Perú, Mercedes Aráoz, habla en un acto oficial, 14 de febrero de 2018.
Publicada: jueves, 15 de febrero de 2018 23:41
Actualizada: viernes, 16 de febrero de 2018 0:19

La primera ministra peruana, Mercedes Aráoz, afirma que el presidente venezolano, Nicolás Maduro, no podrá entrar al territorio peruano ni sobrevolar su espacio aéreo para asistir a la VIII Cumbre de las Américas después de que él asegurara que iría ya sea por ‘aire, tierra o mar’.

“(Nicolás Maduro) No puede entrar ni al suelo ni al cielo peruano. Él no puede entrar (al Perú) porque no está siendo bienvenido”, ha declarado este jueves la presidenta del Consejo de ministros de Perú, Mercedes Aráoz en un diálogo con una radio local desde la ciudad norteña de Chiclayo.

De este modo ha reaccionado la ministra peruana a las recientes declaraciones del mandatario chavista, quien aseveró que “llueva, truene o relampaguee, por aire, tierra o mar llegará a la Cumbre de las Américas” que tendrá lugar el próximo 13 y 14 de abril en Lima, capital peruana.

La presidenta del Consejo de ministros peruano ha tachado de “agresiva” la postura de Maduro y ha recordado que su presencia en el Perú “ya no es bienvenida”, una decisión tomada el martes por el llamado Grupo de Lima y que ha sido rechazada por Caracas

(Nicolás Maduro) No puede entrar ni al suelo ni al cielo peruano. Él no puede entrar (al Perú) porque no está siendo bienvenido”, ha declarado este jueves la presidenta del Consejo de ministros de Perú, Mercedes Aráoz.

Tras acusar a Maduro de romper el diálogo entre su Gobierno y la oposición que se están llevando a cabo en la República Dominicana, Aráoz ha argumentado que debido a tal “situación” en Venezuela, el presidente peruano, Pedro Pablo Kuczynski, decidió excluir al jefe de Estado bolivariano de la VIII Cumbre de las Américas.

En otra parte de sus afirmaciones, la ministra peruana se ha referido a las elecciones presidenciales anticipadas de Venezuela, para luego lamentar que dicha medida “es ajeno a toda práctica democrática”.

Según la Constitución, el mandato de Maduro vence en 2018. Y aunque la tradición en Venezuela dicta que diciembre es el mes electoral por excelencia, el oficialismo —a juicio de los analistas políticos— adelanta los comicios para aprovechar las brechas en la Mesa de la Unidad Democrática de Venezuela (MUD) y los triunfos electorales del chavismo en las justas del año pasado.  

No obstante la decisión del Gobierno de Caracas para adelantar las elecciones ha levantado fuertes criticas tanto por parte de la oposición venezolana como por parte de varios otros países, que aseguran que dicha medida “imposibilita la realización de elecciones presidenciales democráticas, transparentes y creíbles, conforme a estándares internacionales y contradice los principios democráticos”.

fmk/lvs/hgn/rba

Comentarios