• El secretario general de la Organización para la Liberación de Palestina (OLP), Saeb Erekat.
Publicada: sábado, 4 de mayo de 2019 2:04

Palestina dice que el “acuerdo del siglo”, urdido por la Administración de Trump, viola el derecho internacional y no resolverá el conflicto israelí-palestino.

Hablando el viernes en una reunión en la ciudad de Ramalá (norte de la Cisjordania ocupada), el secretario general de la Organización para la Liberación de Palestina (OLP), Saeb Erekat, señaló que el llamado “acuerdo del siglo”, promovido por la Administración de Donald Trump, viola el derecho internacional y tiene como objetivo bloquear el proceso de paz y obstaculizar un acuerdo consensuado con negociaciones.

“Un acuerdo puede significar que una parte acuerda vender su propiedad como resultado de una bancarrota, lo que implica una parte ganadora y otra vencedora”, indicó Erekat a una delegación de políticos, académicos, economistas y activistas sociales estadounidenses.

Explicó que un contrato de paz implica que las partes involucradas acuerden los términos para que saquen beneficios, algo que, a su juicio, no se daría con el acuerdo que aúpa Washington.

Un acuerdo puede significar que una parte acuerda vender su propiedad como resultado de una bancarrota, lo que implica una parte ganadora y otra vencedora”, señala el secretario general de la Organización para la Liberación de Palestina (OLP), Saeb Erekat, para después destacar que el “acuerdo del siglo” no busca resolver el conflicto israelí-palestino.

 

Erekat sostuvo que las autoridades palestinas rechazan cualquier propuesta que no vaya en línea con las resoluciones de la Organización de las Naciones Unidas (ONU) para la creación de un Estado palestino con la ciudad de Al-Quds (Jerusalén) como su capital.

Desde un principio, las autoridades palestinas han denunciado la estrategia estadounidense, que supuestamente busca resolver el conflicto israelí-palestino, la cual será presentada en junio, tachándola de la “bofetada del siglo” y considerándola una intriga de EE.UU. y el régimen de Israel para destruir el proyecto nacional palestino.

Según detalles revelados, el plan niega a los refugiados palestinos el derecho al retorno a su país, del que fueron expulsados tras la formación de Israel en 1948 y ni siquiera contempla que haya un Estado palestino separado y soberano.

A este mismo respecto, el asesor de la Casa Blanca y yerno de Trump, Jared Kushner, anunció el mismo viernes el fin de llamada “solución de dos Estados”, establecida como objetivo de los Acuerdos de Oslo de 1993, y que plantea que, en los territorios palestinos, hoy ocupados por Israel, se erija un Estado palestino soberano con las fronteras de 1967 y que coexista en paz.

mtk/ctl/fmk/alg

Comentarios