• Batería antiaérea del misil Pantsir-S1, de fabricación rusa, dispara un misil tierra-aire en un ejercicio de entrenamiento.
Publicada: lunes, 20 de enero de 2020 9:54

Un informe anuncia que Serbia pretende comprar 6 sistemas de misiles antiaéreos Pantsir-S1 de fabricación rusa en 2020.

Una fuente familiarizada con la cooperación militar técnica entre Rusia y Serbia ha informado este lunes a la agencia rusa de noticias Sputnik de que Belgrado recibirá de Moscú una batería antiaérea de seis sistemas de misiles Pantsir-S1.

La ejecución del contrato para una batería, suscrito el año pasado, ha comenzado y concluirá en 2020”, ha expresado la fuente.

Tal decisión del Gobierno de Serbia se produce después de que en el mes de octubre del año pasado unidades rusas de defensa antiaérea, dotadas de sistemas de misiles S-400 y también Pantsir-S, realizaran una maniobra conjunta llamada ‘Escudo eslavo 2019’, que concluyó en Serbia.

El presidente serbio, Aleksandar Vucic, dijo al respecto que también tiene la intención de comprar a Rusia un sistema antiaéreo de gran alcance S-400.

Además, han informado de que Serbia recibirá otros seis aviones de combate MiG-29 de Bielorrusia. “Estamos ayudando a Bielorrusia a reparar seis MiG-29 y modernizarlos hasta el nivel de los MiG-29М2. Son aeronaves del Ministerio de Defensa bielorruso destinadas a Serbia”, explica la fuente.

 

La decisión de entregar a Serbia los sistemas rusos se produce en un momento en que Estados Unidos intenta disminuir la influencia del país euroasiático en Serbia.

Sin embargo, Moscú y Belgrado mantienen una buena relación. De hecho, Rusia entregó el año pasado aviones, helicópteros, tanques y radares a Belgrado en el marco de un acuerdo militar suscrito entre ambas naciones.

Tras el inicio de la crisis ucraniana en 2014, las relaciones entre Rusia y EE.UU. y también la Organización del Tratado del Atlántico Norte (OTAN) han experimentado un deterioro a niveles nunca vistos desde la Guerra Fría.

De hecho, Estados Unidos ha enviado gran cantidad de soldados y decenas de tanques a diversos países próximos a Rusia para prepararse ante lo que la OTAN califica de “amenaza rusa”. Este país, a su vez, ha denunciado que se trata de una inadmisible amenaza directa a su seguridad nacional.

nlr/bhr/nii/

Comentarios