• Papa carga contra políticas migratorias de los que crean guerras
Publicada: miércoles, 3 de julio de 2019 22:13

El papa Francisco condenó la actitud de los países que generan conflictos y guerras, y luego se niegan a asumir las consecuencias y a recibir a los refugiados.

“Las guerras afectan solo a algunas regiones del mundo; sin embargo, la fabricación de armas y su venta se llevan a cabo en otras regiones, que luego no quieren hacerse cargo de los refugiados, no quieren, no aceptan a esos refugiados, cuyos conflictos bélicos ellos han generado”, declaró el sumo pontífice.

En un videomensaje emitido el martes por el Vaticano con motivo de la próxima celebración de la Jornada Mundial del Migrante y del Refugiado, el papa Francisco subrayó que los países en vías de desarrollo siguen agotando sus mejores recursos naturales y humanos en beneficio de unos pocos mercados privilegiados.

“Muchas veces se habla de paz, pero se venden armas. ¿Podemos hablar de una hipocresía en este lenguaje?”, preguntó el cabeza de la Iglesia católica.

LEER MÁS: El papa: Fabricantes de armas no se encargan de víctimas de guerras

LEER MÁS: Papa critica a Europa y EEUU por su venta de armas para la guerra

Las guerras afectan solo a algunas regiones del mundo; sin embargo, la fabricación de armas y su venta se llevan a cabo en otras regiones, que luego no quieren hacerse cargo de los refugiados, no quieren, no aceptan a esos refugiados, cuyos conflictos bélicos ellos han generado”, declaró el papa Francisco.

Además, aseveró que aquellos que padecen las consecuencias son siempre los pequeños, los pobres, los más vulnerables, a quienes se les impide sentarse a la mesa y se les deja solo las ‘migajas’ del banquete.

LEER MÁS: Papa Francisco: el capitalismo provoca pobreza, hambre y guerra

De igual modo, indicó que no se trata de excluir a los migrantes, sino de “no excluir a nadie” y, en este sentido, criticó que actualmente este mundo es cada día más “elitista” y cruel con los marginados.

Las palabras del sumo pontífice se produjeron en un momento en el que no cesan de aparecer informes que denuncian que son los países occidentales los que, con las ventas de armas, echan leña al fuego a los conflictos en regiones como Oriente Medio.

Entre 2014 y 2018, las compras de armas de Arabia Saudí experimentaron un incremento del 192 % en comparación con el lustro anterior. En septiembre de 2018, el centro independiente que estudia conflictos, control de armas y desarme, advirtió que una decena de países europeos venden armamento o material militar a Riad para bombardear Yemen. 

nlr/anz/lvs/alg