• El edificio del Tribunal Constitucional español en Madrid, capital de España.
Publicada: martes, 31 de octubre de 2017 12:29
Actualizada: miércoles, 1 de noviembre de 2017 3:38

El Tribunal Constitucional español (TC) suspende cautelarmente la declaración de independencia de Cataluña aprobada el pasado viernes por el Parlament catalán.

“El pleno del Tribunal acaba de suspender cautelarmente la declaración de independencia”, ha anunciado este martes una fuente judicial citada por la agencia gubernamental local Efe, en referencia a la declaración secesionista aprobada el viernes pasado por la Cámara regional, antes de ser disuelta por el Gobierno español, que, en la misma intervención de la autonomía, cesaba al ejecutivo catalán y convocaba elecciones regionales para diciembre.

Por la misma decisión, adoptada a solicitud de Madrid, el TC advierte a los miembros de la Mesa del Parlamento catalán —contra la cual, incluida su expresidenta Carme Forcadell, se ha anunciado una querella por delitos de rebelión, sedición y malversación— de que deberán impedir o paralizar cualquier puesta en práctica de los acuerdos relacionados con la declaración.

Del mismo modo, Forcadell y el resto de apercibidos (pertenecientes a Junts pel Sí, Ciudadanos, Partido Socialista de Cataluña y Catalunya Sí que es Pot) deben impedir o paralizar también toda actuación que pueda dar valor jurídico a la declaración. El Tribunal les advierte de posibles consecuencias penales en caso de no hacerlo.

Entre las medidas que el TC ordena anular está la formación de la “comisión de investigación por el 1 de octubre” (a la que se debía encomendar estudiar la actuación policial frente al ilegalizado plebiscito independentista de ese día) y de la “comisión parlamentaria de seguimiento del proceso constituyente”, que hubiera organizado la elaboración de las instituciones de la Cataluña escindida de España.

El pleno del Tribunal (Constitucional) acaba de suspender cautelarmente la declaración de independencia”, ha hecho saber este martes una fuente judicial española.

 

La Corte había anulado ya a mediados de mes, por unanimidad de sus miembros, la ley del referéndum secesionista celebrado el 1 de octubre (pese a haber sido declarado ilegal por el mismo TC), por “invadir competencias estatales en materia de consultas de carácter referendario y vulnerar, entre otros principios constitucionales, la supremacía de la Constitución, la soberanía nacional y la indisoluble unidad de la Nación española”.

La declaración del viernes había sido seguida de inmediato por el anuncio por el presidente del Gobierno español, Mariano Rajoy, del cese del gobierno regional, la disolución del Parlament y la convocatoria de elecciones autonómicas el 21 de diciembre. Hoy martes, tras hacerse públicas el lunes las graves querellas contra los implicados en la declaración, parte del gobierno regional cesado ha anunciado su traslado a Bélgica.

mla/anz/ftm/tas