• Migrantes avanzan a EEUU que enviará a miles de soldados a frontera
Publicada: lunes, 29 de octubre de 2018 19:04
Actualizada: martes, 30 de octubre de 2018 13:48

El presidente de EE.UU., Donald Trump, ha advertido a la caravana de emigrantes centroamericanos de que el Ejército los espera en la frontera con México.

A través de su cuenta de Twitter, el mandatario norteamericano ha dicho que la caravana de emigrantes que está atravesando México representa una “invasión”, por lo que los exhorta a regresar a sus países de origen.

“Esto es una invasión de nuestro país y nuestro Ejército los está esperando”, ha apuntado Trump en un tuit en el que además acusa a los emigrantes de cobijar entre sí a “pandillas”.

“Muchos miembros de pandillas y algunas personas muy malas están mezclados con la caravana que se dirige a nuestra frontera sur. Por favor, den la vuelta, no serán admitidos en EE.UU. a menos que sigan el proceso legal”, agrega el magnate republicano.

También hoy lunes, un funcionario del Gobierno estadounidense ha anunciado que Washington tiene previsto enviar 5000 soldados adicionales a la frontera con México, según el diario The Wall Street Journal.

Muchos miembros de pandillas y algunas personas muy malas están mezclados con la caravana que se dirige a nuestra frontera sur. Por favor, den la vuelta, no serán admitidos en EE.UU. a menos que sigan el proceso legal”, ha tuiteado el presidente de EE.UU., Donald Trump.

 

El funcionario, que he pedido permanecer en el anonimato, ha señalado que el Departamento de Defensa de EE.UU. (el Pentágono) permitirá desplegar esas tropas para hacer frente a la caravana de emigrantes que se encuentra en México y avanza hacia el norte con la intención de acceder a territorio estadounidense.

Previamente, el Pentágono había dicho que el Ejecutivo preparaba una autorización para enviar entre 800 y 1 000 militares a la frontera sureña del país.

Huyendo de la violencia, la extorsión y la pobreza, unos 3000 hondureños salieron de su país el pasado 13 de octubre con destino a EE.UU. El número de los emigrantes aumentó luego hasta los 7000 al paso de la caravana por Guatemala y México.

Para bloquear a la caravana, la Administración norteamericana ha amenazado con detener y deportar a los inmigrantes que entren en Estados Unidos sin autorización.

Dada la negativa de Trump a permitir la entrada a su país de la caravana, varios analistas advierten de que Washington está planeando retomar su polémica práctica de separación de familias y encarcelación de menores.

fdd/mla/tqi/rba

Comentarios