• Momento del lanzamiento de varios misiles por Irán contra bases militares de EE.UU. en Irak, 8 de enero de 2020.
Publicada: martes, 18 de febrero de 2020 2:56

Un general iraní dice que su país tenía listos cientos de misiles para lanzarlos contra EE.UU., en caso de que Washington respondiera al ataque del 8 de enero.

“Paralelamente a nuestra primera ronda de ataques, habíamos diseñado otras rondas de ataques devastadores con cientos de misiles listos para ser lanzados simultáneamente contra otras bases”, ha dicho el comandante en jefe del Cuerpo de Guardianes de la Revolución Islámica (CGRI) de Irán, el general de división Hosein Salami.

Durante una entrevista concedida a la cadena libanesa de televisión Al Mayadeen, publicada este lunes, el mando castrense ha asegurado que, si EE.UU. hubiera reaccionado al ataque misilístico iraní contra dos bases ocupadas por fuerzas de EE.UU. en Irak, Teherán habría expandido su operación.

En un ataque de represalia por el asesinato del teniente general Qasem Soleimani, el comandante de la Fuerza Quds del CGRI, Irán atacó el 8 de enero la estratégica instalación militar Ain Al-Asad, en el oeste de Irak, y otra en Erbil, en el Kurdistán iraquí.

La ofensiva de Teherán demostró que los misiles balísticos iraníes, tanto en tecnología como en competencia operativa, tienen gran capacidad, puesto que causaron un gran daño en esas instalaciones castrenses de EE.UU., resalta el Centro estadounidense de Estudios Estratégicos e Internacionales (CSIS, por sus siglas en inglés).

 

Tras señalar que la República Islámica solo mostró una pequeña parte de su capacidad misilística, Salami ha dicho que los enemigos se dieron cuenta de la precisión tecnológica, la capacidad de burlar los sistemas antimisiles y el poder destructivo de los misiles iraníes.

El alto mando castrense persa ha destacado que, si bien el ataque de Irán tuvo lugar en un punto geográfico específico, su impacto fue global. “Esto constituye un acto estratégico”, ha agregado.

Soldados de EE.UU., que vivieron el ataque misilístico de Irán contra su base en Irak, han admitido haber enfrentado la “mayor” ofensiva en toda su carrera militar, tal y como ha declarado el sargento primero Larry Jackson al programa PBS NewsHour.

El Departamento de Defensa de EE.UU. (el Pentágono) confirmó el pasado lunes que 109 militares han sido diagnosticados con lesiones cerebrales a raíz del ataque iraní lanzado contra Ain Al-Asad.

alg/ncl/hnb

Comentarios