• El subcomandante del Cuerpo de Guardianes de la Revolución Islámica (CGRI) de Irán, el general de brigada Hosein Salami.
Publicada: miércoles, 8 de agosto de 2018 10:00
Actualizada: miércoles, 8 de agosto de 2018 17:46

Los enemigos de Irán saben muy bien que la opción militar contra la República Islámica no tendrá resultado alguno, asegura un alto comandante persa.

El subcomandante del Cuerpo de Guardianes de la Revolución Islámica (CGRI) de Irán, el general de brigada Hosein Salami, ha dicho este miércoles que los enemigos del país, en particular EE.UU., saben que la opción militar contra Teherán no funciona y es por eso que buscan aplicar presiones económicas contra el pueblo persa.

“Según nuestros análisis, los ejércitos de países como Estados Unidos ya no tienen poder y capacidad, mientras que el poder de la nación iraní, muy por el contrario, ha aumentado y es por eso que buscan disminuir el poder defensivo de Irán”, ha dicho Salami.

Hoy en día, ha proseguido, la nación iraní ha vencido a sus enemigos, quienes tienen la intención de convertir a la República Islámica en un país dependiente, sin embargo, sus sueños no se convertirán en realidad, ha asegurado.

Según nuestros análisis, los ejércitos de países como Estados Unidos ya no tienen poder y capacidad, mientras que el poder de la nación iraní, muy por el contrario, ha aumentado y es por eso que buscan disminuir el poder defensivo de Irán”, enfatiza el subcomandante del Cuerpo de Guardianes de la Revolución Islámica (CGRI) de Irán, el general de brigada Hosein Salami.

 

Según el comandante persa, de hecho, durante las últimas cuatro décadas tras la victoria de la Revolución Islámica (1979), los enemigos del país persa siempre han fracasado ante Irán y están conscientes de que la nación persa no se rendirá ante sus amenazas.

Del mismo modo, ha indicado que los enemigos también tienen la intención de llevar a cabo una “guerra psicológica” para incitar disturbios en el país y socavar el sistema de la República Islámica, intentos vanos que no tendrán resultado alguno, ha subrayado.

Por otro lado, se ha referido a las afirmaciones del régimen de Israel que alega no tener problema con el Gobierno del presidente sirio, Bashar al-Asad, y cuestiona la presencia de Irán en el suelo sirio — por la petición de Damasco para ayudarle en la lucha contra el terrorismo— y la considera como una amenaza.

Sin embargo, ha agregado, “hoy en día, nada amenaza a Israel, excepto la pesadilla de la muerte”.

ftn/ktg/msf

Comentarios