• Líder norcoreano Kim Jong-un (2º, decha.) supervisa la localización de un misil balístico intercontinental Hwasong-14 en un lugar no revelado. (Foto: AFP)
Publicada: martes, 21 de enero de 2020 18:58
Actualizada: miércoles, 22 de enero de 2020 3:37

Corea del Norte pone en entredicho la voluntad de EE.UU. para alcanzar un específico acuerdo y dice que no cumplirá unilateralmente con lo antes acordado.

Así lo ha manifestado este martes en Ginebra (Suiza), el representante norcoreano ante la Conferencia de Desarme (CD), Ju Yong Chol, donde, además, ha denunciado la doble cara de EE.UU. en ejercer, por un lado, presiones contra el país asiático, y por el otro, hablar del diálogo.

El funcionario de alto rango ha advertido de que, si Washington continúa con su “política hostil”, Corea del Norte no tendrá otro remedio que “buscar un nuevo camino” para defender su soberanía nacional. Entretanto, ha censurado también la hostilidad de EE.UU. que ha tropezado constantemente los intentos de Pyongyang para mejorar las relaciones con Washington.

Puesto que cada vez está más claro que Estados Unidos persiste en su ambición de bloquear el desarrollo de la República Popular Democrática de Corea (RPDC) y de asfixiar a su sistema político, no vemos ninguna razón para seguir ligados unilateralmente a un compromiso que la otra parte no está respetando”, ha enfatizado Chol.

 

El embajador estadounidense ante el mencionado ente, Robert Wood, ha calificado de “bastante preocupantes” las declaraciones del representante norcoreano: “Espero que no estén hablando sobre salirse del acuerdo alcanzado por el presidente Trump y el líder Kim en 2018”, ha dicho.

El presidente de EE.UU., Donald Trump, y el líder de Corea del Norte, Kim Jong-un, han celebrado tres reuniones para la desnuclearización de la península de Corea, pero sin resultados: una en junio de 2018 en Singapur, otra, en febrero de este año en Vietnam y la tercera, en junio, en la zona desmilitarizada en la frontera entre ambas Coreas.

Dichas conversaciones, en realidad, se estancaron desde la segunda reunión, pues Washington rechazó levantar las sanciones a Corea del Norte pese a que este país puso fin a sus pruebas nucleares y misilísticas.

Según publicaron el miércoles los medios locales, Kim ha anunciado el fin de la moratoria sobre los ensayos nucleares y de misiles balísticos intercontinentales mientras ha acusado a la Administración estadounidense de “perder el tiempo” buscando un diálogo, pero pensando solo en sus propios intereses, haciéndoles “extorsión como los gánsteres”.

msm/lvs/tmv/rba

Comentarios