• Corea del Norte anuncia el fracaso del diálogo con EEUU
Publicada: sábado, 5 de octubre de 2019 17:54
Actualizada: domingo, 6 de octubre de 2019 4:14

Corea del Norte ha responsabilizado a EE.UU. del colapso de las negociaciones sobre desnuclearización sostenidas este sábado, tras meses de estancamiento.

El jefe negociador norcoreano, Kim Myong Gil, ha informado que las negociaciones a nivel de trabajo entre Estados Unidos y Corea del Norte, sostenidas en Estocolmo (Suecia), no han alcanzado un acuerdo, debido a que Washington no ha renunciado a su “acostumbrada actitud”.

“El colapso de las negociaciones, que no desembocaron en progreso alguno, se debe completamente a la negativa de Washington a abandonar su postura y actitud habituales”, ha comentado Kim a los periodistas a las afueras de la Embajada norcoreana en Estocolmo.

Kim y el estadounidense Stephen Biegun han participado en un encuentro promovido por el enviado especial sueco Kent Härstedt. Este era el primer intento por reanudar el diálogo entre los dos países, después del fracaso de la cumbre de Hanói (Vietnam) en febrero entre el presidente estadounidense, Donald Trump, y el líder norcoreano, Kim Jong-un.

El colapso de las negociaciones, que no desembocaron en progreso alguno, se debe completamente a la negativa de Washington a abandonar su postura y actitud habituales”, ha comentado el representante norcoreano, Kim Myong Gil, sobre los diálogos con Estados Unidos, en Suecia.

 

“Estados Unidos alimentó nuestras expectativas haciendo propuestas de enfoque flexible, con métodos nuevos y soluciones creativas. Pero nos ha decepcionado mucho y ha enfriado nuestro entusiasmo por dialogar al no traer nada a la mesa de negociaciones”, ha añadido el representante norcoreano.

Washington, sin embargo, no está de acuerdo con Pyongyang que ha calificado de “fracasadas” las negociaciones. “Los comentarios hechos anteriormente por la delegación de Corea del Norte no reflejan el contenido ni el espíritu de la discusión de hoy (…), ha declarado esta misma jornada el portavoz del Departamento de Estado de EE.UU., Morgan Ortagus.

Ayer viernes se había llevado a cabo un encuentro preliminar con el objetivo de fijar la agenda y otros aspectos técnicos de cara a la reunión de este sábado. Tanto la delegación norcoreana como el propio presidente de EE.UU., Donald Trump, que habló de un “nuevo método” para afrontar el diálogo con Corea del Norte, se habían mostrado optimistas con respecto a la cita en la capital sueca. 

Estados Unidos alimentó nuestras expectativas haciendo propuestas de enfoque flexible, con métodos nuevos y soluciones creativas. Pero nos ha decepcionado mucho y ha enfriado nuestro entusiasmo por dialogar al no traer nada a la mesa de negociaciones”, denuncia el representante norcoreano, Kim Myong Gil.

 

Washington logró convencer en dos ocasiones a Pyongyang de que se sentara a la mesa del diálogo: la primera cumbre, histórica en su tipo, se celebró en junio del 2018 entre los líderes de los dos países en Singapur, donde acordaron una completa desnuclearización de la península a cambio del cese de las maniobras entre Corea del Sur y EE.UU.

No obstante, los diálogos de desnuclearización se estancaron tras la segunda cumbre, celebrada en febrero en Vietnam y que terminó sin resultados. En la cita, Pyongyang solicitó el levantamiento de una parte de las sanciones de EE.UU. a cambio del desmantelamiento de la planta nuclear de Yongbyon, sin embargo, Washington rechazó esta propuesta.

Tras los encuentros entre los gobernantes de Corea del Norte y EE.UU., Pyongyang ha asegurado que Washington ha intensificado sus actos hostiles.

lvs/ncl/rba

Comentarios