• El presidente de Brasil, Jair Bolsonaro, antes de la ceremonia de bienvenida al presidente de Cabo Verde, 30 de julio 2021. (Foto: APA)
Publicada: viernes, 29 de octubre de 2021 19:14

La impopularidad del presidente brasileño, Jair Bolsonaro, ha obligado al mandatario ausentarse en la Conferencia de Naciones Unidas sobre el Cambio Climático.

El vicepresidente de Brasil, Hamilton Mourao, ha justificado este viernes la ausencia de Bolsonaro en la a Conferencia de Naciones Unidas sobre el Cambio Climático (COP26) que comienza este domingo en Glasgow, Escocia, aduciendo que los participantes “le tirarán piedras”.

“El presidente Bolsonaro es objeto de muchas críticas”, ha indicado Mourao, antes de señalar que “entonces, llegará a un lugar donde todos lo tirarán piedras”.

Señalando que el Gobierno derechista de Bolsonaro es blanco de una ola de críticas, el vicepresidente ha indicado que la mayoría de las personas que realmente tienen mayor conciencia ambiental son de izquierda, por lo que hay una crítica política incrustada en el país.

Respecto al tema económico, el titular brasileño ha afirmado que siempre hay una búsqueda de una barrera en relación a la fortaleza de nuestro agronegocio que viene de la zona deforestada de la Amazonía, “lo cual no es una realidad”.

Conforme a Mourao, la principal autoridad brasileña en la cumbre será el ministro de Medioambiente, Joaquim Leite, que liderará un equipo robusto con capacidad para llevar a cabo la estrategia de negociación.

 

Ni hasta el propio vicepresidente brasileño, quien es también presidente del Consejo Nacional para la Amazonía Legal, asistirá a Glasgow.

El ultraderechista Bolsonaro es criticado por los numerosos incendios en el Amazonas durante su mandato. Es además acusado de no proteger la biodiversidad y de explotar las selvas amazónicas.

El mandatario brasileño rechaza sin embargo cualquier responsabilidad en los incendios y culpa a las oenegés que defienden el medioambiente de iniciar el fuego para dañar la imagen de su gestión.

Brasil llega a la COP26 con altas emisiones de gases de efecto invernadero. El país se ha comprometido a reducir un 43 por ciento de las emisiones de gases de efecto invernadero para 2030 en el Acuerdo de París.

mep/mmo/tqi