• Fuerzas emiratíes respaldadas por Arabia Saudí en una operación militar contra Yemen, 20 de enero de 2019. (Foto: AFP)
Publicada: domingo, 8 de mayo de 2022 9:56

La coalición liderada por Arabia Saudí ha violado 211 veces el alto el fuego en curso, negociado por la ONU, tan solo en las últimas 24 horas.

La agencia local de noticias SABA, citando a un alto militar yemení, que habló bajo condición de anonimato, anunció el sábado que las violaciones incluyeron 80 vuelos de aviones militares y no tripulados (drones) de reconocimiento en los espacios aéreos de las provincias de Marib, Taiz, Hajjah, Al-Yawf, Saada, Ad Dali, Al-Bayda y Amran.

Agregó que los barrios residenciales y posiciones del Ejército y los Comités Populares de Yemen en las mencionadas provincias también fueron objeto de cruentos ataques al menos unas 107 veces.

El funcionario señaló que se dispararon 24 proyectiles de artillería contra áreas residenciales y las posiciones de las Fuerzas Armadas en Marib, Hajjah, Al-Yawf y Saada, así como en las zonas fronterizas.

Yemen usará sus ‘armas estratégicas’ si Riad viola la tregua

El miembro del buró político del movimiento popular yemení Ansarolá, Ali al-Gahum, denunció repetidas violaciones de la tregua afirmando que Saná no se quedaría de brazos cruzados frente a estas acciones.

Las Fuerzas Armadas yemeníes tienen mucho que decir en respuesta a la agresión saudí. El arma estratégica producida por las fuerzas yemeníes puede usarse en respuesta a la agresión y las violaciones del alto el fuego”, alertó en declaraciones ofrecidas el sábado al portal libanés Al-Ahed News.

El funcionario aseveró que la coalición saudí no se adhirió a la tregua desde el principio: “El alto el fuego se basó en la situación humanitaria y el tema de los prisioneros, pero Arabia Saudí está tratando de obstruir y frustrar todos los esfuerzos para mantenerlo”, añadió.

En este sentido, el funcionario subrayó que los barcos que transportan medicamentos, alimentos y productos petrolíferos también deberían poder ingresar al sitiado puerto de Al-Hudayda (oeste), pero siguen varados.

 

Al-Gahum precisó que todo esto demuestra que los saudíes no quieren el cese de hostilidades y advirtió de los movimientos de los saudíes, de los Emiratos Árabes Unidos (EAU), así como de los estadounidenses en el mar Rojo, con el objetivo de escalar las tensiones.

Entretanto, el portavoz del Ejército yemení, Yahya Sari, advirtió a la coalición saudí sobre la continuación de las violaciones de la tregua denunciando que los agresores expusieron su verdadera naturaleza de engaño.

De hecho, el enviado especial de las Naciones Unidas para Yemen, Hans Grundberg, informó en abril de un pacto para un alto el fuego integral de dos meses entre la llamada coalición, encabezada por Riad, y las fuerzas yemeníes.

Las partes del conflicto acordaron detener todas las operaciones militares ofensivas. Además, Arabia Saudí prometió permitir la llegada de barcos de combustible a los puertos de la ciudad portuaria yemení de Al-Hudayda, y reanudar las labores en el aeropuerto de Saná (capital), con vuelos a destinos predeterminados en la región.

El movimiento popular yemení Ansarolá advirtió el miércoles de que la tregua acabará, si la coalición agresora sigue sus violaciones contra la nación de Yemen.

msm/ctl/fmk