• Varios tanques y vehículos militares saudíes desplegados en las fronteras con Yemen.
Publicada: domingo, 1 de julio de 2018 16:33
Actualizada: domingo, 1 de julio de 2018 16:59

Las autoridades yemeníes denuncian que EE.UU. no busca acabar la crisis en Yemen debido a los beneficios que obtiene por la venta de armas a países agresores.

“La parte extranjera, incluidos los Estados Unidos y los partidarios de la agresiva coalición saudí, nunca querrán que cesen las exportaciones de armas y acabar así con el flujo de enormes fondos provenientes del Golfo Pérsico”, según ha argumentado el presidente del Consejo Político Supremo de Yemen, Mahdi al-Mashat.

En una reunión mantenida el sábado con el enviado especial del Ministerio de Relaciones Exteriores de Suecia en Yemen y Libia, Peter Semneby, el funcionario yemení también condenó las tramas de ciertos países occidentales para obstaculizar una solución política en la crisis de Yemen.

“Su beneficio se halla en la continuación de la violenta agresión que protagoniza Riad contra el pueblo yemení, por ello, ninguna solución será a favor de los estadounidenses”, agregó.

Al-Mashat instó, asimismo, a la comunidad internacional a impulsar un proceso político para encontrar una solución a esta larga crisis, además de presionar a los países agresores a detener su ofensiva militar contra Yemen.

La parte extranjera, incluidos los Estados Unidos y los partidarios de la agresiva coalición saudí, nunca querrán que cesen las exportaciones de armas y acabar así con el flujo de enormes fondos provenientes del Golfo Pérsico”, denucnia el presidente del Consejo Político Supremo de Yemen, Mahdi al-Mashat.

 

El apoyo logístico y armamentístico de EE.UU. a Arabia Saudí ha sido objeto, en reiteradas ocasiones, de duras críticas a nivel internacional, ya que el país árabe lidera una guerra contra Yemen, lo que ha sumido en una situación catastrófica al país más pobre del mundo árabe.

La comunidad internacional, sobre todo la Organización de las Naciones Unidas (ONU), ha llamado una y otra vez al régimen de los Al Saud a poner fin, de una vez por todas, a esta “estúpida guerra”, que ha dejado más de 11 000 muertos y cerca de 23 000 heridos, de acuerdo con el último balance ofrecido por el Ministerio de Sanidad de Yemen.

myd/anz/fmk/hnb

Comentarios