• Un avión militar ruso en la base aérea de Hmeymim en Siria.
Publicada: lunes, 17 de febrero de 2020 23:23

El portavoz de la Presidencia rusa, Dmitry Peskov, ratifica el apoyo de Moscú a Damasco en la lucha contra el terrorismo hasta su total erradicación de Siria.

Las fuerzas armadas y los asesores rusos seguirán apoyando a las fuerzas armadas sirias en la lucha contra el terrorismo”, ha subrayado este lunes Peskov, durante su conferencia de prensa semanal, en el Kremlin, la sede presidencial situada en Moscú, la capital rusa.

El vocero ha confirmado el respaldo de Moscú a Damasco, en evidente reacción a unos comentarios recientes del presidente estadounidense, Donald Trump, a su homólogo turco, Recep Tayyip Erdogan, en los que condenó el apoyo ruso a las fuerzas gubernamentales sirias para acabar con cualquier presencia terrorista en la provincia de Idlib (noroeste).

Recientemente, el Ejército sirio, con el respaldo ruso, ha intensificado sus operaciones en Idlib, último feudo terrorista en el país árabe, en respuesta a las constantes provocaciones de los extremistas.

Ante tal escenario, Peskov ha enfatizado que el Gobierno ruso deplora la creciente actividad destructiva de los terroristas en Idlib. “El Kremlin lamenta que los grupos terroristas se hayan revitalizado y intensificado sus ataques en Idlib”, ha expresado a los reporteros.

 

Apoyadas por la Aviación rusa, las fuerzas gubernamentales de Siria iniciaron en diciembre una gran ofensiva sobre la región de Idlib con objetivo de poner fin a la presencia del grupo terrorista Hayat Tahrir Al-Sham (HTS), liderado por el Frente Al-Nusra (autoproclamado Frente Fath Al-Sham) —, así como las zonas de Alepo, Hama y Latakia, dominadas por grupos rebeldes opositores al Ejecutivo de Damasco que cuentan con apoyo de Ankara.

El avance de las tropas sirias en estas áreas se produce en un momento de repunte de las tensiones entre Siria y Turquía luego de que las tropas turcas y sus mercenarios iniciaran sus operaciones militares en el norte del país árabe, so pretexto de luchar contra las milicias kurdas, consideradas “terroristas” por Ankara.

Damasco denuncia que la presencia turca en suelo sirio constituye una violación flagrante de la soberanía del país árabe. Turquía ha estado desplegando un mayor número de fuerzas en Idlib y Alepo, donde ataca zonas residenciales y puestos militares, en respaldo, en realidad, a los llamados ‘rebeldes sirios’, que a su vez reciben apoyo de facciones terroristas como la alianza Hayat Tahrir Al-Sham.

krd/ncl/hnb

Comentarios