• El presidente de China, Xi Jinping (izda.), se reúne con el primer ministro de Italia, Giuseppe Conte, Roma. 23 de marzo de 2019. (Foto: AFP)
Publicada: sábado, 23 de marzo de 2019 11:45
Actualizada: sábado, 23 de marzo de 2019 13:05

Italia acuerda con China colaborar en el proyecto de la nueva Ruta de la Seda, en desafío a EE.UU., que teme la extensión de los lazos económicos de Pekín.

El país europeo se ha convertido este sábado, al firmar con el gigante asiático un memorándum para colaborar en el conocido proyecto de nueva Ruta de la Seda, en el primer país del Grupo de los Siete (G7) en inscribirse en el mismo.

El acuerdo sobre el faraónico proyecto de infraestructuras marítimas y terrestres que China lanzó en 2013 se ha formalizado en una ceremonia en Roma a la que han asistido autoridades de ambos países, incluidos el presidente chino, Xi Jinping, y el presidente del Consejo de Ministros italiano, Giuseppe Conte.

Con el mencionado proyecto, China pretende impulsar su comercio con el Occidente, lo que suscita preocupación en Estados Unidos. El gigante asiático busca además conectarse con las economías de Asia y África.

En el mismo acto de la capital italiana se ha firmado un total de 29 contratos o principios de acuerdo, en su mayoría institucionales y el resto con empresas.

 

La firma es el punto fuerte de la agenda de un viaje de tres días a Italia de Xi para desarrollar los lazos bilaterales, en un momento en que Washington libra una guerra comercial contra China.

El presidente italiano, Sergio Mattarella, dijo el jueves que el acuerdo con China crearía “condiciones perfectas” para impulsar la cooperación entre las empresas de ambos países.

En otra ocasión, Pekín había destacado la importancia de Rusia, por ser el más importante socio en el proyecto de la nueva Ruta de la Seda, insistiendo en la importancia de mantener a un alto nivel las relaciones entre los dos países.

mtk/mla/mjs

Comentarios