• El ministro irquí de Asuntos Exteriores, Ibrahim al-Yafari
Publicada: jueves, 17 de septiembre de 2015 15:31

El canciller iraquí, Ibrahim al-Yafari, destaca el apoyo de la República Islámica de Irán a Irak en momentos en que los árabes se encontraban indecisos al respecto.

“Irán permaneció con nosotros desde el primer momento en el que se violó la soberanía de Mosul, mientras que el resto del mundo estaba pensando por meses que si tenía o no que intervenir en el caso (…) Pero Irán se quedó con nosotros sin interferir de ningún modo en nuestra soberanía”, explicó el miércoles Al-Yafari.

Irán permaneció con nosotros desde el primer momento en el que se violó la soberanía de Mosul, mientras que el resto del mundo estaba pensando por meses que si tenía o no que intervenir en el caso (…) Pero Irán se quedó con nosotros sin interferir de ningún modo en nuestra soberanía”, explicó el canciller iraquí, Ibrahim al-Yafari.

En una entrevista concedida el miércoles al diario sirio Youm7, el ministro de Asuntos Exteriores iraquí afirmó que Irak está orgulloso de tener un país vecino como Irán.

En tanto, Al-Yafari rechazó las intervenciones de Catar en sus asuntos internos y recalcó que el problema de Irak se basa en el terrorismo y no en discordias entre chiíes y suníes; por tanto, enfatizó, intervenir en asuntos internos de Irak conllevará graves consecuencias.

En otra parte de sus declaraciones, Al-Yafari lamentó el apoyo financiero de ciertos países a los terroristas y consideró que la facilitación de los entrenamientos y el suministro de elementos del grupo takfirí EIIL (Daesh, en árabe) de un país a otro corrobora ese apoyo.

También denunció la pasividad de la Liga Árabe (LA) respecto al caso del terrorismo en la región, y apuntó que este organismo debe “representar a todos los países árabes” y no favorecer los intereses de parte de los países miembros.

En este contexto, el jefe de la Diplomacia iraquí invitó a todos los líderes y pueblos árabes a unirse contra el sectarismo y el extremismo, ya que el desarrollo de este tipo de fenómenos no favorecerá a ninguna parte.

En reiteradas ocasiones, las altas autoridades políticas y religiosas iraquíes han destacado el papel desempeñado por la República Islámica de Irán en sus luchas anti-Daesh, de manera que “el apoyo de Irán ha podido impedir la caída de la capital iraquí, Bagdad”.

El comandante de las Fuerzas de Quds del Cuerpo de Guardianes de la Revolución Islámica (CGRI) de Irán, el general de división Qasem Soleimani (dcha.) ha desempeñado un considerable papel de asesoría en la lucha de fuerzas iraquíes contra elementos terroristas en diferentes puntos del país.

 

Irán, desde el principio de la crisis iraquí en junio de 2014, le ha brindado amplio apoyo logístico y de asesoramiento al Ejército de ese país, además de ayudas humanitarias; y el general Soleimani ha desempeñado un papel innegable en la liberación de varias partes del territorio árabe, como es el caso de la ciudad iraquí Yorf al-Sajr, a unos 50 km al suroeste de Bagdad, entre otros.

En tanto, es de mencionar que los logros iraquíes se producen mientras que hasta el momento no se ha reportado ningún avance significativo, de la llamada coalición internacional anti-Daesh liderada por Estados Unidos, y formada por más de 40 países, en la lucha anti-EIIL en Irak y Siria, iniciada en los pasados meses de agosto y septiembre, respectivamente.

Teherán que pide un estándar unificado en la lucha contra el terrorismo, rechaza la intervención militar foránea en la región, sobre todo en Irak y Siria, e insiste en que el combate contra el extremismo no debe violar la soberanía nacional e integridad territorial de los países.

tas/ktg/nal

Comentarios