• El ministro iraní de Petróleo, Biyan Namdar Zangane, habla en la ceremonia de apertura de megaproyecto de exportación de crudo, 22 de julio de 2021.
Publicada: jueves, 22 de julio de 2021 8:48
Actualizada: jueves, 22 de julio de 2021 10:43

Irán inaugura una nueva terminal de exportación de crudo en el mar de Omán que evitará a los barcos tener que atravesar el estrecho de Ormuz.

El presidente iraní, Hasan Rohani, ha anunciado este jueves la apertura de esta instalación que se encuentra en la ciudad costera de Yask, en la provincia sureña de Hormozgan.

El oleoducto que se extiende desde el campo petrolífero de Goreh, en la provincia sureña de Busher, hasta el puerto de Yask, permite, por primera vez en la historia, exportar el petróleo del país persa sin necesidad de cruzar el estrecho de Ormuz, en el Golfo Pérsico.

El proyecto tiene en una primera fase la capacidad de transferencia de 300 000 barriles de petróleo por día de Goreh a Yask.

Los expertos iraníes han construido 1000 kilómetros de tubería resistente a la corrosión, así como las enormes bombas de 2,5 MW que se necesitaban para la construcción de este ducto, en medio de las sanciones opresivas que sufre el país.

 

Hoy es un día histórico en la industria petrolera de Irán ya que comienza la operación para exportar petróleo iraní desde la región de Makran”, ha afirmado el ministro de Petróleo de Irán, Biyan Namdar Zangane, durante la ceremonia de inauguración del proyecto, que cuenta con la cooperación de más de 250 empresas.

Al respecto, ha subrayado que este megaproyecto nacional, que fue implementado en las difíciles condiciones de la guerra económica, es una manifestación del fracaso de las sanciones y allanará el camino para el desarrollo económico de la franja costera de Makran, ubicada a lo largo del mar de Omán, en el sur de Irán.

Gracias a este oleoducto, Irán suministrará crudo a sus clientes en cualquier situación en el Golfo Pérsico y hará que el petróleo de Irán no se entregue a los clientes desde un solo lado del estrecho, pues Yask será la nueva terminal para las exportaciones de crudo.

La vía fluvial y la región más amplia del Golfo Pérsico han sido escenario de tensiones sin precedentes en los últimos dos años.

Las autoridades iraníes han advertido que mientras el país persa pueda exportar su petróleo a través del estrecho de Ormuz, esta vía navegable permanecerá abierta.

msm/ncl/hnb