• El representante permanente de Irán ante la Oficina de las Naciones Unidas en Ginebra (Suiza), Esmail Baqai, en una sesión plenaria del ente.
Publicada: miércoles, 27 de enero de 2021 8:17

Irán recuerda a Alemania que su suministro de antaño de armas químicas a Irak no le exime de sus responsabilidades en los “crímenes de guerra y de lesa humanidad”.

El representante permanente de Irán ante la Oficina de las Naciones Unidas en Ginebra (Suiza), Esmail Baqai, informó el martes que “la República Islámica seguirá manteniendo en curso el caso de la venta de armas químicas de Alemania al entonces régimen del dictador iraquí Sadam Husein como una demanda constante contra Alemania”.

Durante una sesión plenaria de la Conferencia de las Naciones Unidas sobre Desarme de armas nucleares celebrada el martes en Ginebra, Baqai dijo que “el tiempo no puede expiar los crímenes de lesa humanidad y los crímenes de guerra provocados por el uso de armas químicas” provistas al régimen iraquí por la industria armamentística alemana durante la cruenta guerra impuesta a Irán en los años 80.

Rememorando el papel de Alemania de equipar al entonces régimen de Sadam Husein con armas químicas, el alto diplomático iraní reiteró la responsabilidad del Gobierno alemán de abordar el tema con la seriedad que merece tratarse, por el gran daño personal y humano causado en su momento al pueblo persa.

En este sentido, enfatizó que todas las personas y entidades legales involucradas de alguna manera en armar al exdictador iraquí con armas químicas son cómplices de la brutal agresión y ataque que impuso contra el pueblo iraní por más de ocho años, desde 1980 hasta 1988. “La nación persa no se olvidará de este crimen atroz cometido en su contra con el paso del tiempo”, subrayó.

 

El hecho de que el régimen iraquí usara armas químicas con la complicidad de las empresas alemanas no es un asunto baladí que ha de postergarse de la memoria colectiva del pueblo iraní a medida que transcurran los años de aquellos sucesos crueles y sanguinarios, volvió a recalcar el funcionario persa luego de que el representante alemán considerara que este tema no era objeto de discusión en la sesión plenaria por tratarse de un episodio ocurrido en más de cuatro décadas.

El pueblo de Irán todavía sufre las consecuencias de las heridas causadas por las armas químicas fabricadas en Alemania”, reprochó el representante iraní a su homólogo germano, para después destacar que la República Islámica nunca dejará de denunciar y reclamar una justicia ejemplar para “este flagrante crimen”.

Además, añadió que Teherán espera que el Gobierno Federal de Alemania investigue sobre el papel desempeñado en su momento por los funcionarios de este país europeo “en términos de negligencia y posible alevosía en la transferencia de productos químicos ilegales al entonces régimen de Irak”.

krd/ktg/mrg