• El fósil de un animal prehistórico que supone una nueva especie que no se ha conocido en ningún otro lugar de la Tierra.
Publicada: domingo, 20 de octubre de 2019 18:49
Actualizada: lunes, 21 de octubre de 2019 19:20

Los científicos logran descubrir un animal prehistórico, una nueva especie de la que no se tenía conocimiento alguno en ningún otro lugar de la Tierra.

Conforme al estudio del análisis de fósiles publicado el viernes por la revista Palaeontologia Electronica, el espécimen en cuestión, propiedad de la Universidad de Tasmania, en Australia, fue asignado al género Paleolimulus en 1989. Se trata de unos artrópodos que, al parecer, eran parientes de los cangrejos herradura que han sobrevivido hasta el día de hoy.

Russell Bicknell, doctor de la Universidad de Nueva Inglaterra, detectó que la designación taxonómica era incorrecta. Su reevaluación confirmó que los fósiles no pertenecían a ese género, por lo que le otorgó un nuevo nombre, Tasmaniolimulus patersoni, y los colocó en la familia taxonómica que hace referencia a Australia: Austrolimulidae.

“Tiene grandes espinas apuntando hacia atrás que son desconocidas para todos los cangrejos herradura relacionados, y era mucho más pequeño que la especie que tenemos hoy en día”, indicó.

El científico afirmó que es posible que las espinas fueran una adaptación a los flujos unidireccionales de agua dulce, que probablemente era donde vivía esta especie.

Tiene grandes espinas apuntando hacia atrás que son desconocidas para todos los cangrejos herradura relacionados, y era mucho más pequeño que la especie que tenemos hoy en día”, indica Russell Bicknell, doctor de la Universidad de Nueva Inglaterra, sobre la nueva especie.

 

En Australia habitan muchas especies conocidas, tanto por la peculiaridad de su aspecto como por su carácter endémico. Los más notables son equidnas, ornitorrincos, koalas y canguros. La inusual fauna de este continente es el resultado de un largo aislamiento geográfico, durante el cual las especies tomaron sus propios caminos evolutivos al ocupar los nichos ecológicos disponibles para ellas.

El nuevo hallazgo muestra que esta rareza se remonta a la prehistoria. Bicknell considera al Tasmaniolimulus patersoni como otro ejemplo de esta excepcionalidad australiana, señalando que la especie existía desde el principio de la divergencia de la región.

mtk/anz/mkh

Comentarios