• La región fronteriza del Silala, recurso que es objeto de controversia y disputa de Bolivia con Chile.
Publicada: miércoles, 30 de marzo de 2016 17:29

El Gobierno de Bolivia reafirma que el Silala es un manantial nacido en el país andino y cuestiona la definición “errónea” del ministro de exteriores de Chile al considerarlo un río internacional.

La realidad entra por los ojos. Si el canciller Muñoz visita el Silala puede ver a qué se debe el escurrimiento. Podría ver esta red de drenaje que existe ahí, puede ver imágenes satelitales, existe una serie de información irrefutable de que este no se trata de un río internacional”, ha indicado este miércoles el vicecanciller boliviano, Juan Carlos Alurralde.

El dignatario ha explicado que un río tiene características exclusivas desde el punto de vista del flujo natural de agua, y agregado que el Silala es un sistema de drenaje artificial por el cual se traslada el agua de manera “ilícita e ilegal” desde Bolivia a Chile.

La realidad entra por los ojos. Si el canciller Muñoz visita el Silala puede ver a qué se debe el escurrimiento. Podría ver esta red de drenaje que existe ahí, puede ver imágenes satelitales, existe una serie de información irrefutable de que este no se trata de un río internacional”, recalca Juan Carlos Alurralde, vicecanciller de Bolivia.

“Todos han podido testificar con sus propios ojos. Como dijo nuestro presidente, la verdad entra por la vista, la realidad entra por la vista, no entra por discursos acalorados, discursos nacionalistas que han sido escuchados por el canciller chileno, sino que entra por la vista y la verdad que existe”, ha precisado Alurralde, haciendo referencia a una visita que realizó ayer martes a la zona el presidente Evo Morales.

Alurralde ha invitado por tanto al canciller chileno a visitar el manantial Silala y le ha pedido que extienda “puentes en vez de construir murallas” para poner fin a la disputa existente sobre el uso ilegal de las aguas del manantial y la obligación de Chile de pagar a Bolivia por aprovechar este recurso.

Días antes, Muñoz exhibió unos mapas antiguos del río para probar la legitimidad del argumento chileno. El acto provocó la reacción de Morales, quien tachó de “error” recurrir a ese documento ya que, según dijo, Chile pidió permiso durante cuatro años a la entonces Prefectura de Potosí para hacer uso de las aguas.

Muñoz había expresado anteriormente el repudio de su país a mantener un diálogo con Bolivia sobre esa discrepancia marítima.

Bolivia ha amenazado a Chile con llevar ante la Corte Internacional de Justicia (CIJ) de La Haya (Países Bajos) el reclamo sobre el río. Se trata de la segunda demanda de Bolivia ante la CIJ contra Chile. La primera fue planteada el 24 de abril de 2013, para exigir un acceso soberano al océano Pacífico. El 24 de septiembre de 2015, La Haya se declaró competente para atender dicha demanda.

msm/mla/nal

Comentarios