• EEUU admite haber bombardeado un hospital en Afganistán
Publicada: sábado, 3 de octubre de 2015 15:59
Actualizada: sábado, 3 de octubre de 2015 18:51

Estados Unidos admite que sus aviones de combate atacaron hoy de madrugada un hospital de Médicos Sin Fronteras (MSF) en la ciudad de Kunduz, en el norte de Afganistán.

"El ataque ha podido haber derivado en daños colaterales en un centro médico cercano. Este incidente está siendo investigado", ha confirmado este sábado, Brian Tribus, portavoz de las tropas estadounidenses en Afganistán.

Condeno en los términos más contundentes este trágico y devastador ataque aéreo (de EE.UU.) a un hospital de MSF en Kunduz, que ha resultado en la muerte y heridas de personal médico, pacientes, civiles,  ha declarado Nicholas Haysom, jefe de la UNAMA.

La Organización del Tratado del Atlántico Norte (OTAN) ya había anunciado que las fuerzas aéreas estadounidenses estaban realizando un ataque a la misma hora, alrededor de las 2 de la mañana del sábado, hora local.

La Misión de Asistencia de la Organización de Naciones Unidas en Afganistán (UNAMA) ha condenado este último bombardeo de EE.UU. al hospital de Médicos Sin Fronteras, donde en el momento del ataque había alrededor de 200 personas.

Avión militar de carga de EE.UU.

 

"Condeno en los términos más contundentes este trágico y devastador ataque aéreo (de EE.UU.) a un hospital de MSF en Kunduz, que ha resultado en la muerte y heridas de personal médico, pacientes, civiles, ha declarado Nicholas Haysom, jefe de la UNAMA.

Denuncia que los hospitales que acogen pacientes y personal médico "no deben ser jamás objeto de ataques, además el Derecho Internacional humanitario también prohíbe el uso de instalaciones médicas con fines militares".

Según informan medios locales, los médicos trabajaban contrarreloj para salvar a los pacientes y al personal del hospital.

"Estamos en estado de shock por el ataque, el asesinato de nuestro personal y de nuestros pacientes", ha dicho Bart Janssens, director de operaciones de MSF al comentar el bombardeo.

Los últimos informes hablan de al menos 16 muertos y 37 heridos graves debido al inopinado ataque de EE.UU.

Estados Unidos invadió Afganistán en 2001 con el pretexto de combatir a los talibanes, y desde entonces ha provocado una masacre entre los civiles.

mpv/nii/

Comentarios