• Un misil disparado por fuerzas yemeníes en represalia por la guerra liderada por Riad.
Publicada: viernes, 14 de enero de 2022 0:05
Actualizada: lunes, 17 de enero de 2022 11:03

El Ejército yemení, en ataques en la provincia de Shabwa, ha causado un gran número de muertos y heridos entre los terroristas de Daesh y mercenarios de los EAU.

El portavoz del Ejército yemení, el teniente general Yahya Sari, informó el jueves que las unidades de misiles y aérea lanzaron una operación ofensiva “precisa” contra grandes concentraciones de miembros del grupo terrorista Daesh y mercenarios de los Emiratos Árabes Unidos (EAU) en la provincia de Shabwa (este).

La operación se saldó con un gran número de muertos y heridos, lo que provocó pánico y confusión entre ellos (atacados)”, indicó el vocero castrense, mediante una serie de mensajes publicados en su cuenta de Twitter.

Asimismo, puso de relieve que los elementos atacados se habían reunido para planear sus avances hacia las posiciones de las fuerzas del Ejército de Yemen en el distrito de Aain.

 

El teniente general Sari también denunció que la llamada coalición emiratí-saudí-estadounidense lanzó 43 ataques aéreos en las últimas horas, la mayoría en Marib (centro-oeste) y Shabwa.

El Ejército yemení realizó estas operaciones un día después de que Muhamad al-Bajiti, miembro del Consejo Político Supremo de Yemen, amenazara a los EAU con atacar lo profundo de su territorio, si no pone fin a sus actos provocativos.

El mismo miércoles, más de 515 mercenarios y terroristas de Daesh, respaldados por los EAU, incluidos comandantes de alto rango, murieron durante las operaciones del Ejército y los Comités Populares de Yemen.

Los EAU han formado parte de la llamada coalición —liderada por Arabia Saudí y respaldada por EE.UU.— que inició en marzo de 2015 una campaña bélica contra la nación yemení con el fin de llevar de vuelta al poder al gobierno del expresidente yemení Abdu Rabu Mansur Hadi y aplastar el movimiento de resistencia popular Ansarolá.

Ante tal situación, las fuerzas armadas yemeníes y los comités populares aliados se hacen cada vez más fuertes, de modo que Riad y sus socios no han logrado ninguno de sus objetivos y su agresión solo ha provocado la muerte y desplazamiento de millones de los civiles yemeníes, así como la destrucción de la infraestructura y la propagación de hambruna y enfermedades infecciosas en el país más pobre del mundo árabe.

mdh/ncl/mkh