• Un desfile de los combatientes del Movimiento de Resistencia Islámica de El Líbano (Hezbolá).
Publicada: jueves, 25 de noviembre de 2021 2:00

Ansarolá y Yihad Islámica Palestina condenan enérgicamente la decisión del Gobierno australiano de declarar Hezbolá una “organización terrorista” en su totalidad.

En un comunicado emitido este miércoles, la oficina política del movimiento popular yemení Ansarolá condenó las acciones del Gobierno australiano de declarar al movimiento libanés una “organización terrorista” en su totalidad.

"Condenamos enérgicamente los actos criminales y viciosos de las autoridades australianas contra Hezbolá y creemos que este acto criminal y otros actos de conspiración similares contra el movimiento libanés se producen en el contexto de servir al régimen sionista", reza el comunicado.

Asimismo, añade, que esta medida se toma en resonancia con las pretensiones de Estados Unidos e Israel contra los movimientos de resistencia islámica y las naciones libres de la región.

"Hacemos un llamado a las naciones árabes e islámicas para que se opongan a estos actos criminales contra Hezbolá y tomen medidas serias para frustrar los pasos hostiles", concluye la nota.

Por su parte, el movimiento de la Yihad Islámica Palestina anunció su pleno apoyo al movimiento libanés de Hezbolá en un comunicado emitido también este miércoles en el que condena enérgicamente la medida australiana contra el movimiento libanés.

"La opresiva decisión de Australia se ha tomado en respuesta a la presión sionista para mostrar el aparente apoyo del Gobierno australiano al régimen sionista; un régimen que, a la sombra de la existencia de un sistema internacional aliado e incapaz de detener el sabotaje y la agresión sionista contra el país y el pueblo palestino, todavía sigue con su agresión y terrorismo", enfatiza.

 

Hezbolá, prosigue, está cumpliendo su papel y responsabilidades frente a la agresión y el terrorismo, y su papel legítimo de resistir a los ocupantes y hacer frente a las continuas amenazas del régimen israelí mientras ocupan partes del territorio libanés.

"Saludamos a la resistencia Hezbolá y su liderazgo, y respetamos la posición del movimiento por parte del pueblo palestino, su justa causa y su apoyo a la Resistencia palestina", reza el comunicado.

La medida de la Administración del premier australiano, Scott Morrison, responde a esfuerzos de los lobbies de las organizaciones sionistas y el régimen de Israel. Un portavoz de la embajada israelí en Australia celebró de inmediato la decisión de Canberra, alegando que “es necesaria para luchar contra el terrorismo”.

Estados Unidos y el régimen de Israel trabajan durante años para reducir la popularidad de Hezbolá en El Líbano. En este sentido, Washington ha ejercido mucha presión sobre los países europeos para que declaren terrorista la totalidad del movimiento libanés. Estados Unidos también ha incluido varios bancos y figuras libaneses en la lista de sanciones por supuestos vínculos con Hezbolá.

Esto mientras Hezbolá es uno de los movimientos políticos más importantes del país árabe y no solo desempeña un papel importante en defender la soberanía de El Líbano ante las agresiones israelíes y otras amenazas, sino también ayuda al Gobierno a resolver los problemas en medio de las conspiraciones que sufre el país árabe.

mep/mkh