• Según un informe la esperanza de vida disminuye en EE.UU., desde la Primera Guerra Mundial.
Publicada: jueves, 29 de noviembre de 2018 17:19
Actualizada: jueves, 29 de noviembre de 2018 18:39

La esperanza de vida disminuye en EE.UU., desde la primera Guerra Mundial, debido a que esta nación se enfrenta al lacre de drogas y suicidios.

La esperanza de vida en Estados Unidos volvió a disminuir en 2017, ha divulgado este jueves el Gobierno estadounidense en una serie de informes que muestran a una nación aún en las garras de las drogas y suicidios, según reporta el diario local The Washington Post.

Los datos muestran el declive más prolongado en la vida de los estadounidenses desde hace un siglo, es decir, entre los años 1915 y 1918. Ese período de cuatro años incluyó la Primera Guerra Mundial y una pandemia de gripe que mató a 675 000 personas en Estados Unidos y quizás 50 millones en todo el mundo.

Los expertos en salud pública y demografía estadounidense están alarmados ante los datos obtenidos de las estadísticas anuales de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades del país norteamericano. En la mayoría de las naciones desarrolladas, la expectativa de vida ha aumentado constantemente durante décadas.

En general, los estadounidenses podrían esperar vivir 78,6 años al nacer en 2017, una décima de año menos que la estimación de 2016, según el Centro Nacional de Estadísticas de Salud (NCHS, por sus siglas en inglés).

 

Los hombres podrían tener una vida útil de 76,1 años, una décima parte de un año a partir de 2016. La esperanza de vida de las mujeres en 2017 era de 81,1 años, sin cambios respecto al año anterior.

Varios son los factores que han disminuido la esperanza de vida en Estados Unidos:

La sobredosis de drogas estableció otro récord anual en 2017, llegando a 70 237, un aumento respecto a las 63 632 del año anterior, dijo el Gobierno en un informe complementario. 

La epidemia de opioides continuó cobrando un número implacable, con 47 600 muertes en 2017 por drogas vendidas en la calle, como el fentanilo y la heroína, así como narcóticos con receta.

Desde 1999, el número de muertes por sobredosis de drogas se ha multiplicado por más de cuatro. Las muertes atribuidas a los opioides fueron casi seis veces mayores en 2017 que en 1999.

Otros factores en la disminución de la esperanza de vida incluyen un aumento en las muertes por gripe el invierno pasado y un aumento en las muertes por enfermedades respiratorias bajas crónicas, enfermedad de Alzheimer, accidentes cerebrovasculares y suicidio.

En lo que respecta al suicidio, el informe indica que los suicidios aumentaron en un tercio entre 1999 y 2017. En el tejido urbano, la tasa es de 11,1 por 100 000 personas; en las partes más rurales del país, es de 20 por 100 000.

krd/ktg/ftn/hnb

Comentarios