• La planta nuclear de Dimona, en el desierto de Néguev, en el sur de los territorios palestinos ocupados por Israel. (Foto: Getty Images)
Publicada: sábado, 17 de septiembre de 2022 14:50

Siria insta a la comunidad internacional a tomar medidas prácticas y serias para obligar a Israel a adherirse al Tratado sobre la No Proliferación (TNP) nuclear.

“Siria cree que ha llegado el momento de que la comunidad internacional adopte una decisión clara y medidas prácticas y serias para obligar a Israel a adherirse al TNP y someter todas sus instalaciones a la inspección de la AIEA [Agencia Internacional de Energía Atómica] sin condiciones ni condicionamientos”, afirmó el viernes el representante permanente de Siria ante la oficina de las Naciones Unidas y otras organizaciones internacionales radicadas en Viena (capital de Austria), Hasan Jadur.

El diplomático sirio advirtió que el rechazo de Israel a adherirse al Tratado sobre la No Proliferación nuclear da una clara indicación de que el régimen está ignorando la voluntad internacional y regional integral de convertir la región de Asia Occidental en una región libre de todas las armas de destrucción masiva.

Entretanto, denunció el respaldo de Estados Unidos a Israel y su política de doble rasero con respecto a la proliferación de armas de destrucción masiva.

“EE.UU. muestra interés y entusiasmo en los temas de no proliferación de armas de destrucción masiva, pero cuando se trata de Israel y su arsenal nuclear y químico, este interés desaparece, el entusiasmo se convierte en una búsqueda de justificaciones y excusas”, argumentó.

 

El embajador sirio además dijo que el rechazo de Israel a todas las iniciativas que piden el establecimiento de una zona libre de armas nucleares y de destrucción masiva en Asia Occidental lo convierte en una amenaza para la seguridad y la estabilidad en la zona.

Desde 1952, Israel desarrolla armas nucleares con el apoyo tecnológico de Estados Unidos y sus aliados europeos. El régimen sionista nunca ha sometido sus centros nucleares a las salvaguardias totales de la AIEA, mientras mantiene una política de ambigüedad deliberada sobre sus armas nucleares.

De hecho, este régimen nunca ha revelado la cantidad de armas atómicas que posee, pero las estimaciones sobre el tamaño de sus reservas nucleares oscilan entre 80 y 300 ojivas, según un informe publicado en octubre de 2019 por el portal estadounidense The National Interest.

nkh/hnb