• Dos cazas rusos Su-24 sobrevuelan el destructor estadounidense USS Donald Cook, 11 de abril de 2016.
Publicada: jueves, 20 de febrero de 2020 16:55
Actualizada: viernes, 21 de febrero de 2020 3:49

Rusia ayuda a repeler con ataques aéreos una “ofensiva masiva” de los terroristas apoyados por la artillería turca contra el Ejército sirio en Idlib.

Las Fuerzas Aéreas de Rusia han lanzado ataques aéreos contra los terroristas en Idlib (noroeste de Siria) que atacaron al Ejército sirio y trataron de romper sus líneas defensivas, ha anunciado este jueves el Ministerio de Defensa ruso para luego agregar que la ofensiva ha sido repelida.

Según la Cartera rusa, los terroristas fueron apoyados por Turquía que bombardeó las posiciones del Ejército sirio. Sin embargo, las fuerzas turcas detuvieron el bombardeo de artillería después de que Moscú contactó a Ankara, ha señalado.

Mientras tanto, el Ministerio de Defensa de Turquía ha informado que dos soldados turcos murieron y cinco más resultaron heridos en los ataques aéreos.

En cuanto a estos acontecimientos, el Centro ruso para la Reconciliación en Siria ha indicado que los terroristas proturcos, apoyados por la artillería turca, rompieron la defensa del Ejército sirio en la región de Qminas y Neirab, en el sureste de la ciudad de Idlib.

 

Durante su “ofensiva masiva”, los terroristas utilizaron muchos vehículos blindados pero Rusia ayudó a las tropas sirias a repeler con éxito todos los ataques de estos extremistas contra sus posiciones. 

Los cazas rusos Su-24 han destruido un tanque, seis vehículos de combate de infantería y cinco camionetas utilizadas en la ofensiva contra las fuerzas sirias, según el centro ruso.

“Observamos que no es la primera vez que las Fuerzas Armadas turcas apoyan a los terroristas. Pedimos a la parte turca que deje de apoyar a los terroristas y de transferirles armamento para evitar incidentes”, ha aseverado la declaración del centro.

El centro ruso también ha aseverado que los bombardeos turcos dejaron heridos a cuatro soldados sirios. Moscú también ha pedido una vez más a Ankara que cese su apoyo a los terroristas en Idlib y que deje de entregarles armas, de acuerdo con el centro.

El miércoles, la aviación rusa reanudó sus ataques contra feudos terroristas en Idlib y Alepo (noroeste), donde el Ejército sirio sigue ganando terreno ante los extremistas. Estas misiones rusas tienen lugar mientras las fuerzas sirias han ampliado sus operaciones en las regiones controladas por los extremistas en la provincia de Idlib, considerada el último bastión de los terroristas en Siria.

Además, se produce en medio de las amenazas de Turquía, cuyo presidente, Recep Tayyip Erdogan, amenazó el miércoles con lanzar una incursión militar de forma “inminente” en Idlib contra el Ejército sirio si este no frena sus operaciones contra los terroristas en esta zona.

tmv/lvs/ftn/rba

Comentarios