• Tanques rusos T-14 de Armata en el desfile militar del Día de la Victoria en la Plaza Roja, en Moscú, 9 de mayo de 2015.
Publicada: martes, 29 de agosto de 2017 16:04
Actualizada: martes, 29 de agosto de 2017 18:19

Rusia surtirá al Ejército con 100 carros de combate Armata. El anuncio provoca el temor de los occidentales, ya que califican al vehículo de ‘matatanques’.

Empresas armamentísticas rusas fabricarán 100 carros de combate Armata para 2020, para su posterior entrega a las Fuerzas Terrestres de la Federación Rusa, así lo anunció hace unos días el viceministro ruso de Defensa, Yuri Borisov, en el Foro Internacional de Tecnología Militar Army 2017.

La plataforma rusa de combate Armata está formada por tres modelos de tanque: el T-14, el principal; el T-15, un vehículo de combate de infantería; y el T-16, un vehículo de recuperación blindado.

En este contexto, Borisov aseguró que varios de estos modelos, diseñados en la actualidad, se encuentran en la fase de inspección técnica.

Ante estas declaraciones del viceministro ruso, la publicación estadounidense The National Interest, en su edición del lunes, subrayó que “el Armata es una fuente de gran preocupación para los Ejércitos occidentales”, en especial, para las Fuerzas Armadas de los países miembros de la Organización del Tratado del Atlántico Norte (OTAN), como el Reino Unido

El Armata es una fuente de gran preocupación para los Ejércitos occidentales”, según informa la publicación estadounidense The National Interest.

 

Prueba de ello es que Alemania, en un intento por contener al T-14, ha comenzado a apostar por su Leopard 2 armándolo con un cañón de 130mm, señaló el texto.

Además, el documento añade que Berlín está trabajando en un nuevo carro de combate bajo el nombre de Sistema de Combate Terrestre Principal (MGCS, por sus siglas en inglés).

La revista estadounidense considera al T-14 como el “matatanques” y relata que entre sus características más impresionantes figura el hecho de que cuenta con el sistema de protección activa o APS Afganit.

El APS Afganit usa un radar de barrido electrónico activo, un instrumento que reduce las posibilidades de ser detectado, además de emplear elementos de guerra electrónica –acciones que tienen por objeto bloquear, interceptar o rechazar la comunicación de un punto transmisor a otro receptor–, y toda una serie de medidas para contrarrestar los sistemas enemigos de detección por láser.

Pero lo más sorprendente y revolucionario de estas 100 unidades de Armata es que pueden ser manejadas sin tripulación, según escribió el medio estadounidense, citando el informe Military Balance 2016 del Instituto Internacional de Estudios Estratégicos.

krd/anz/ask/tas

Comentarios