• El petrolero Adrian Darya I, llamado anteriormente Grace 1, en las aguas de Gibraltar, 18 de agosto de 2019. (Foto: AFP)
Publicada: martes, 20 de agosto de 2019 0:23
Actualizada: lunes, 26 de agosto de 2019 11:19

El presidente del Poder Judicial de Irán ha reclamado una indemnización por la retención ilegal de un petrolero cargado con crudo persa en Gibraltar.

“La detención no se compensa simplemente con la liberación de la embarcación, sino que se requieren procedimientos legales en cuanto a una indemnización para dar así lecciones a todos aquellos que violan las reglas internacionales”, ha indicado este lunes Seyed Ebrahim Raisi.

Durante su intervención en el Consejo Supremo del Poder Judicial persa, Raisi ha celebrado la liberación del buque cisterna Adrian Darya 1, conocido como Grace 1, cuando fue capturado el 4 de julio por la Marina Real británica en aguas españolas de Gibraltar, bajo la sospecha de que la embarcación violaba las sanciones de la Unión Europea (UE) al transportar crudo a Siria.

El citado petrolero logró zarpar el domingo del estrecho de Gibraltar rumbo al mar Mediterráneo después de que el Gobierno de este enclave británico rechazara una solicitud de Estados Unidos para seguir deteniendo al barco con crudo iraní.

El alto titular de la Justicia persa ha calificado dicha restitución como un fracaso total para los enemigos de la República Islámica. “Esta es solo una parte de las derrotas que han sufrido en los últimos días en la escena internacional”, ha aseverado.  

La detención no se compensa simplemente con la liberación de la embarcación, sino que se requieren procedimientos legales en cuanto a una indemnización para dar así lecciones a todos aquellos que violan las reglas internacionales”, ha indicado Seyed Ebrahim Raisi, sobre la retención del buque cisterna Adrian Darya en Gibraltar.

 

La liberación del Adrian Darya 1 se produjo después de que el Tribunal Supremo de Gibraltar decretara el pasado jueves levantar la orden de detención contra el navío, al no encontrar pruebas de que se dirigía hacia Siria.

Nada más conocida la sentencia del Supremo gibraltareño, el Gobierno estadounidense recurrió a la amenaza de prohibir la emisión de visas para la tripulación del Adrian Darya 1 y más tarde emitió la orden de detencióncontra el superpetrolero.

LEER MÁS: Irán advierte a EEUU sobre la captura del petrolero Adrian Darya 1

Teherán denuncia que la incautación de Grace 1 se produjo a petición de Estados Unidos en el marco de su objetivo de “reducir a cero” las exportaciones petroleras iraníes como parte de sus sanciones extraterritoriales contra el país persa.

Las autoridades iraníes y analistas de diversos países del mundo consideran que la liberación del barco por Gibraltar significa un golpe para EE.UU. y sus sanciones ilegales.

LEER MÁS: Martínez: Rechazo de Gibraltar sobre petrolero iraní humilla a EEUU

myd/ncl/hnb

Comentarios