• Retos y logros de una Revolución: Dominio del dólar
Publicada: lunes, 1 de abril de 2019 13:31

La mayoría de las transacciones comerciales en todo el mundo utilizan el dólar estadounidense. Esto ha provocado una alta demanda de la moneda en la última década.

Los iraníes también utilizan principalmente el dólar estadounidense para importar y exportar bienes. Por esta razón, la tasa de cambio entre el dólar y el rial iraní es de gran importancia para los importadores, exportadores, fabricantes y turistas iraníes. Esto es el punto de "lo tomas o lo dejas" para muchas empresas.

En los últimos años, la enorme afluencia de la tasa de cambio entre el dólar americano y el rial iraní ha provocado un enorme aumento en los precios de los productos básicos en Irán. La razón principal es que la materia prima utilizada por los fabricantes también se importa en muchas industrias.

En 2011, durante el segundo mandato de Ahmadineyad, y el año pasado, durante el segundo mandato de Rohani, los iraníes intentaron transferir sus activos a dólares estadounidenses y eso provocó una mayor afluencia del dólar americano en Irán. Las sucesivas Administraciones han utilizado diferentes métodos para combatir el alto precio del dólar.

Además de todos los motivos a nivel nacional para el elevado precio del dólar, el principal fue el sorprendente apetito proveniente de algunas empresas de cambio en los Emiratos Árabes Unidos y el Kurdistán iraquí por hacerse con los dólares estadounidenses provenientes de Irán. Algunos creen que esto fue un acto orquestado por los opositores de Irán en la región a fin de aumentar la insatisfacción entre los ciudadanos.

El uso del dólar parte de Estados Unidos para golpear a las economías en desarrollo, y no solo incluye a Irán. Es por eso que Estados como Irán, China y Rusia se están alejando del dólar estadounidense en sus contratos comerciales con otros países.

Si este movimiento se generaliza en las transacciones en todo el mundo, puede frenar el arma más desalentadora de Estados Unidos en la lucha por el poder económico mundial.

oma/rba

Comentarios