• El primer ministro del régimen de Israel, Benyamin Netanyahu, junto con su homólogo chino, Li Keqiang, tras una rueda de prensa en Pekín, la capital china, 20 de marzo de 2017.
Publicada: jueves, 23 de marzo de 2017 15:07

El primer ministro israelí, Benyamin Netanyahu, espera que la mejora de relaciones entre Tel Aviv y Pekín incida en el voto chino en la ONU.

Netanyahu, durante una entrevista con la página Web The Israel Times el miércoles, expresó su optimismo de que la mejora de las relaciones entre China y el régimen de Tel Aviv provoque un cambio en la Diplomacia china en especial en la Organización de las Naciones Unidas (ONU), donde Pekín, en general, apoya resoluciones antisraelíes.

“Es mi esperanza de que, con el paso del tiempo, veamos una mejor consonancia entre las excelentes relaciones chino-israelíes y los votos de China en los foros multinacionales”, dijo Netanyahu en la entrevista que tuvo lugar en Pekín durante la visita del premier al país asiático.

Es mi esperanza de que, con el paso del tiempo, veamos una mejor consonancia entre las excelentes relaciones chino-israelíes y los votos de China en los foros multinacionales”, dijo el primer ministro de Israel, Benyamin Netanyahu.

El primer ministro del régimen de Tel Aviv señaló los acuerdos firmados entre el régimen que preside y China —valorados en unos 2000 millones de dólares— para insistir en que seguramente con el paso del tiempo Pekín cambiaría su política hacia Israel y le apoyaría en los foros internacionales como la ONU, en la que goza de poderes de vetar las resoluciones.

 

No obstante, reconoció que las estrechas relaciones de Irán con China harían difícil que en un futuro próximo haya un cambio de la política china hacía el régimen de Tel Aviv, mientras que desacuerdos en temas como la de Siria hacen que el requerido cambio en la Diplomacia china llegue más tarde.

Del mismo modo, el desacuerdo entre China y el régimen israelí sobre el JCPOA, acrónimos en inglés del Plan Integral de Acción Conjunta (que Pekín apoya mientras que Tel Aviv se opone al pacto), es otro de los puntos que, según Netanyahu, hace difícil que haya un acercamiento entre Tel Aviv y Pekín.

hgn/ktg/rba

Comentarios