• Johnson asegura que un Brexit sin acuerdo es lo más probable ahora
Publicada: domingo, 13 de diciembre de 2020 16:59
Actualizada: lunes, 14 de diciembre de 2020 21:43

El premier británico augura un futuro incierto a la hora de lograr un pacto negociado que regule la futura relación de Londres con la UE tras el ‘Brexit’.

El Gobierno del Reino Unido se prepara para un escenario de no acuerdo del Brexit con la Unión Europea (UE), aunque las negociaciones entre ambas partes continuaron el sábado hasta altas horas de la noche, a la espera de que el primer ministro británico, Boris Johnson, converse este domingo con la presidenta de la Comisión Europea (CE), Ursula von der Leyen, para acercar posturas encontradas.

En esta línea, Johnson ha explicado esta misma jornada, en una entrevista concedida a la cadena británica Sky News, su claro escepticismo sobre la posibilidad de un acuerdo negociado que regule la futura relación de Londres con Bruselas, en particular en lo tocante al aspecto comercial.

De hecho, fuentes gubernamentales británicas consultadas por Sky News han tildado de inaceptable la última oferta europea de mantener el acceso marítimo común inalterado por otro período de 12 meses, mientras finalizan las negociaciones entre las partes.

Sin embargo, Johnson ha reiterado su disposición a hablar con las 27 capitales europeas de los Estados miembros de la UE en paralelo a las conversaciones mantenidas con Bruselas. “Me temo que seguimos muy distanciados en algunos aspectos clave, pero donde hay vida, hay esperanza, y vamos a seguir hablando para ver qué podemos hacer”, ha indicado.

 

Tras recalcar que el Reino Unido no puede estar encerrado en la órbita reguladora de la UE a causa de las posturas encontradas, difíciles de salvar, el líder del Partido Conservador ha advertido que los británicos deben estar preparados para cortar, de una vez por todas, lo que queda de los lazos tejidos durante tantos años con la parte europea, tal y como está previsto para finales del presente diciembre.

En este sentido, Johnson ha manifestado a la televisión británica que, en el marco de la ruptura, se prevé la posibilidad de acabar comerciando con Bruselas bajo la normativa de la Organización Mundial del Comercio (OMC), lo que implicaría que no hubiera aplicación de preferencias, y sí cuotas y aranceles en los intercambios comerciales.

Londres y Bruselas se habían marcado como fecha límite este domingo para decidir si, ante la imposibilidad de salvar las diferencias inextricables, ponían punto final a sus rondas de diálogos o proseguían con sus difíciles negociaciones.

“No vamos a abandonar las conversaciones, pero tengo que insistir en que tenemos que prepararnos para acabar bajo las reglas de la OMC. Que nadie olvide, nadie, que hemos realizado grandes preparativos al respecto. Llevamos trabajando en ello cuatro años y medio, especialmente con más intensidad en los últimos dos años, pero creo que la gente espera de nosotros un esfuerzo adicional”, ha añadido el premier británico en su entrevista.

krd/anz/mjs