• Avión no tripulado (dron) MQ-1C Gray Eagle de EE.UU.
Publicada: sábado, 18 de junio de 2022 2:04

Ante el temor de que Rusia pueda reproducir la tecnología de drones de EE.UU., este último ha decidido suspender la venta de los MQ-1C Gray Eagle a Ucrania.

La agencia británica Reuters, citando a tres fuentes familiarizadas con el asunto, informó el 1 de junio que la Administración de Joe Biden tiene previsto vender cuatro aviones no tripulados (drones) MQ-1C Gray Eagle a Ucrania, los cuales pueden portar misiles Hellfire, para retaliar la operación militar rusa en el país eslavo.

El viernes, el Departamento de Defensa de EE.UU. (el Pentágono) decidió suspender esta venta, estimada en unos 10 millones de dólares, para revisar una serie de los problemas de seguridad.

 “La objeción a la exportación de drones surgió por la preocupación de que el radar y el equipo de vigilancia que llevan instalados pudieran suponer un riesgo para la seguridad de EE.UU., si cayeran en manos rusas”, indicó Reuters.

Según el informe, las autoridades estadounidenses están considerando reemplazar estas piezas con otras de tecnología menos sofisticada, aunque tal movimiento podría llevar meses en completarse.

 

El dron MQ-1C Gray Eagle es una versión mejorada del MQ-1B Predator de General Dynamics y puede permanecer en el aire hasta 30 horas recopilando grandes cantidades de inteligencia.

Pueden ser equipados con cuatro misiles guiados Hellfire, cuatro bombas guiadas Viper Strike u ocho misiles antiaéreos Stinger, conforme a la situación de combate.

Desde el comienzo de la operación militar rusa en Ucrania, EE.UU. y sus aliados de la Organización del Tratado del Atlántico Norte (OTAN) han destinado cientos de millones de dólares al envío de armas a Ucrania. Moscú asevera que Occidente está poniendo en riesgo su propia seguridad al armar a Ucrania, pues están “echando leña al fuego” del conflicto, lo que “tendrá repercusiones trágicas”.

mmo/ctl/rba