• El presidente de Rusia, Vladimir Putin, mantuvo su primer contacto telefónico con Donald Trump (izda.), como jefe de Estado de Estados Unidos, 28 de enero de 2017, según el Kremlin.
Publicada: domingo, 5 de marzo de 2017 23:28
Actualizada: lunes, 6 de marzo de 2017 7:25

El presidente de EE.UU., Donald Trump, pospondría, de momento, sus planes para alcanzar acuerdos con Rusia, tras la ola de dudas sobre sus vínculos con Moscú.

De acuerdo con Associated Press, citando el sábado a funcionarios cercanos al gobierno y diplomáticos occidentales, el jefe de Estado estadounidense habría dicho a sus asesores y aliados que, debido a las recientes provocaciones del Kremlin al lanzar en febrero un misil crucero, abandonará su plan que busca acuerdos con Moscú sobre la lucha contra el grupo terrorista EIIL (Daesh, en árabe) y otros asuntos relacionados con la seguridad nacional.  

No obstante, lo que en realidad ha llevado a Trump a considerar su acercamiento con Rusia son las investigaciones del FBI (el Buró Federal de Investigaciones de EE.UU.) sobre los nexos de personajes de su campaña electoral con Moscú y las intensas pesquisas de comisiones del Congreso, dirigidas por los demócratas, sobre la injerencia del Kremlin en los comicios estadounidenses de 2016.

El conflicto entre el actual presidente de EE.UU. y los servicios secretos de su país se ha intensificado desde que los últimos publicaran un informe en el cual se asegura que "Rusia intervino en el proceso electoral" del 8 de noviembre, al menos en parte, "con el fin de contribuir a la victoria del magnate republicano" en detrimento de la candidata demócrata Hillary Clinton.

De hecho, investigaciones sobre reuniones de miembros de la Administración de Trump con el embajador ruso en Washington, Sergey Kislyak, durante la campaña electoral de Estados Unidos, han derivado en la renuncia del consejero de Seguridad Nacional Michael Flynn y han puesto en vilo el cargo de Jeff Sessions como secretario de Justicia.

 

De acuerdo con el periódico estadounidense, el giro de Trump en su iniciativa de promover acuerdos con Moscú también supone la creciente influencia de una nueva serie de asesores de posturas más enérgicas frente a Rusia, entre ellos el secretario de Defensa, James Mattis, y el nuevo asesor de Seguridad Nacional, H.R. McMaster.

Asimismo, la Unión Europea (UE)  y la Alianza del Tratado del Atlántico Norte (OTAN) han pedido al Gobierno de Trump que no baje la guardia ante Moscú y siga aplicando sanciones antirrusas y el programa militar en los países fronterizos con el territorio ruso.

En una reunión en el Despacho Oval la semana pasada, Trump le dijo a sus asesores, según fuentes de AP que hablaron en calidad de anonimato, que la reciente violación de Rusia a un tratado de control de armas firmado durante la Guerra Fría es uno de los factores que complican la relación con Rusia.

Desde su llegada a la Casa Blanca, Trump ha sido constantemente criticado por su postura respecto a Rusia y su insistencia en buscar mejores relaciones entre Washington y Moscú.

ncl/rha/krd/hnb

Comentarios