• El Banco Central de Irán con sede en la ciudad capitalina de Teherán.
Publicada: miércoles, 20 de marzo de 2019 14:20
Actualizada: miércoles, 20 de marzo de 2019 19:00

Irán ha registrado un mecanismo financiero similar al europeo Instex para evadir las sanciones de EE.UU., informa el Banco Central de Irán.

El presidente del Banco Central de Irán (BCI), Abdolnaser Hemati, ha informado este miércoles del registro del Instituto Especial de Comercio y Finanzas (STFI, por sus siglas en inglés), similar al mecanismo de pago indirecto Instex (acrónimo inglés de Instrumento de Apoyo a Intercambios Comerciales) creado por Alemania, Francia y el Reino Unido para comerciar con Irán.

“Se espera que la cooperación del STFI con el Instex cumpla su papel de facilitar el comercio entre Irán y Europa, y que contribuya a contrarrestar las restricciones causadas por las sanciones de Estados Unidos”, ha dicho Hemati.

La población y las empresas iraníes, ha recalcado el alto funcionario, esperan una rápida entrada en funcionamiento efectivo del Instex y el STFI como paso importante para facilitar las relaciones económicas.

Además, Hemati ha explicado que el BCI está utilizando diferentes soluciones para responder a las necesidades de las empresas y los comerciantes iraníes, y que el STFI es solo uno de los medios disponibles para ello.

El mecanismo iraní registrado el martes tiene su sede en Teherán, capital iraní, y se crea tras negociaciones entre expertos técnicos de Irán y sus colegas del Reino Unido, Francia y Alemania.

Se espera que la cooperación del STFI (siglas en inglés de Instituto Especial de Comercio y Finanzas) con el Instex cumpla su papel de facilitar el comercio entre Irán y Europa, y que contribuya a contrarrestar las restricciones causadas por las sanciones de Estados Unidos”, ha declarado el presidente del Banco Central de Irán, Abdolnaser Hemati, sobre el nuevo mecanismo financiero creado por Teherán para interaccionar con el Instex (acrónimo inglés de Instrumento de Apoyo a Intercambios Comerciales) de Alemania, Francia y el Reino Unido.

El objetivo del canal es ayudar a facilitar el comercio de bienes esenciales no sancionados, restringido por las sanciones secundarias de EE.UU., diseñadas para bloquear las transacciones financieras de Irán.

Se espera que la primera fase se limite al comercio de productos farmacéuticos, dispositivos médicos y alimentos.

En mayo de 2018, el presidente de EE.UU., Donald Trump, anunció la salida unilateral de su país del acuerdo nuclear de 2015, tras lo cual reimpuso sanciones a Teherán. El resto de los firmantes del pacto (el Reino Unido, Francia, Rusia, China y Alemania) no secundó a Washington y decidió mantenerlo, pese a las presiones de la Administración norteamericana.

Para salvar el comercio con Irán ante las amenazas de Washington con sancionar a quienes realicen transacciones con el país asiático, los tres países europeos lanzaron oficialmente el 31 de enero el mecanismo de pago indirecto Instex, con sede en París (capital de Francia), aunque por ahora el mecanismo no funciona en su plenitud, lo que ha sido muy criticado por Teherán.

La República Islámica, que ha cumplido punto por punto el acuerdo nuclear, ha solicitado a sus socios europeos que respeten de igual modo sus compromisos, en particular en materia económica, y mantengan su independencia frente a las presiones de EE.UU.

tmv/mla/mtk/mkh

Comentarios