• El presidente de la Cámara de Diputados de Brasil, Eduardo Cunha.
Publicada: viernes, 18 de marzo de 2016 8:51

Con 433 votos a favor y 1 en contra, la Cámara de Diputados de Brasil aprobó la creación de una comisión especial para el enjuiciamiento político a la presidenta Dilma Rousseff.

Según publicó el jueves la página Web Brasil247, la comisión en cuestión, que se formará esta misma semana, se encargará de analizar una petición de destitución de Rousseff, que fue aceptada en diciembre pasado por el presidente de la Cámara, Eduardo Cunha. Durante una pausa de tres meses y medio el Tribunal Supremo Federal (STF) analizó los recursos.

Cunha aseveró que la decisión del enjuiciamiento para la destitución eventual de Rousseff se emitirá dentro de 45 días (mediados del próximo mayo), aunque la condicionó a la propia presidenta.

Depende de la respuesta de la Señora Presidenta; si responde rápido, será rápido. Si se toma las 10 sesiones (máximo reglamentario para que presente su defensa) demorará un poco más”, adujo el presidente de la Cámara de Diputados de Brasil, Eduardo Cunha

“Depende de la respuesta de la Señora Presidenta; si responde rápido, será rápido. Si se toma las 10 sesiones (máximo reglamentario para que presente su defensa) demorará un poco más”, adujo el presidente de la Cámara de Diputados de Brasil.

Añadió que si la causa sigue adelante, le toca al Senado decidir si abre o no una investigación. En caso de iniciarse una investigación, Rousseff será apartada durante 180 días y el vicepresidente Michel Temer (del Partido del Movimiento Democrático Brasileño (PMDB)) asumirá sus responsabilidades.

La aprobación del enjuiciamiento se produjo un día después de que el STF determinara el procedimiento de una destitución eventual de la presidenta; una petición que según Rousseff (militante del Partido de los Trabajadores (PT), fue promovida por el opositor Partido Social Demócrata Brasileño (PSDB).

Entre los 65 miembros titulares de la comisión, los oficialistas del PT y PMDB, mayores fuerzas políticas del país 8 cada uno; y el PSDB, tiene 6 integrantes.

La presidenta está acusada de crimen de responsabilidad por haber admitido en 2015 incurrir en los "pedaleos fiscales", es decir, reasignación de partidas presupuestarias no autorizadas.

ask/ctl/msf

Comentarios