• Aung San Suu Kyi, líder de facto de Myanmar, en una reunión en el Palacio Presidencial en Naypyidaw, Myanmar, 18 de enero de 2020. (Foto: AFP)
Publicada: martes, 4 de febrero de 2020 18:42

Myanmar ha restringido más el internet en el estado de Rajine, una medida que, según los activistas, busca ocultar los crímenes contra los musulmanes Rohingya.

De acuerdo con la información proporcionada por la empresa de telecomunicaciones Telenor, el gobierno de facto de la líder de Myanmar (Birmania), Aung San Suu Kyi, ha ordenado este martes un bloqueo del servicio de Internet para cinco localidades situadas en estado de Rajine (este), alegando “razones de seguridad e interés público”.

Esas cinco localidades permanecerán sin acceso a la red un período de tres meses, y esas poblaciones son precisamente aquellas donde miembros del Ejército birmano cometieron un genocidio contra la minoría musulmana Rohingya.

Cabe destacar que esta es la segunda ocasión en la que se adopta esta medida, pues otras cuatro localidades llevan más de siete meses sin ningún servicio de Internet, un bloqueo que ha sido considerado el de “mayor duración de todo del mundo”.

En este sentido, la Organización de las Naciones Unidas (ONU) ha destacado que tal actuación por parte del Gobierno de Myanmar constituye un “impedimento significativo” para las operaciones de ayuda humanitaria en Rajine.

 

Asimismo, diferentes oenegés han expresado su miedo a que esta suspensión de acceso a Internet tenga por meta censurar los informes de abusos contra civiles en el mencionado estado.

Al respecto, la ONG Article 19 ha advertido que se está registrando una situación “alarmante” en el país asiático.

La violencia contra los Rohingya, llevada a cabo por el Ejército birmano y las tribus budistas extremistas, se intensificó en agosto de 2017. Miles de musulmanes fueron asesinados y más de 700 000 sobrevivieron huyendo del país al vecino Bangladés.

Las organizaciones pro derechos humanos han condenado la mortífera represión de los Rohingya y la ONU ha tildado de “limpieza étnica” la situación de la minoría más perseguida del planeta.

nlr/anz/rba

Comentarios