• Putin dice que Rusia está dispuesta a suministrar energía a Europa
Publicada: miércoles, 12 de octubre de 2022 14:13
Actualizada: miércoles, 12 de octubre de 2022 18:35

El presidente de Rusia, Vladímir Putin, expresa la disposición de su país de suministrar energía a Europa y dice que ahora la pelota está en el tejado de la UE.

En declaraciones durante la sesión plenaria del quinto foro internacional Semana de la Energía de Rusia —que se celebra en Moscú (capital rusa) entre el 12 y el 14 de octubre—, Putin ha dejado claro este miércoles que su país no pone obstáculos a la posibilidad de suministrar sus recursos energéticos a Europa e incluso está dispuesta a proporcionar volúmenes adicionales durante el otoño e invierno.

Pero, ha indicado que “la pelota está en el tejado de la Unión Europea [UE]” en cuanto a la reanudación del suministro del gas ruso a través sistema del ducto Nord Stream 2, que no se vio afectado por las explosiones. “Si quieren, que abran el grifo, y ya”, ha subrayado.

El jefe de Estado ruso, además, ha dicho que, si hubiese voluntad política de parte de la UE, se podría llegar a un acuerdo común para suministrar el gas ruso por la línea intacta del Nord Stream 2.

En este sentido, ha recordado que la potencia de esa tubería constituye 27 500 millones de metros cúbicos al año, lo que supone alrededor del 8 % de todas las importaciones de gas en Europa.

Además, ha planteado la posibilidad de restaurar los tramos inservibles de la red Nord Stream en el mar Báltico afectados por las explosiones. Según ha subrayado, esto tiene sentido solo en el caso de su posterior uso económicamente justificado y con las garantías de seguridad de la ruta.

Putin: las explosiones del Nord Stream son “terrorismo internacional”

El presidente de Rusia también ha condenado los recientes actos de “sabotaje” que sufrieron los tramos del Nord Stream 1 y Nord Stream 2 en el mar Báltico, calificándolos de “acto de terrorismo internacional”.

El pasado 26 de septiembre, la empresa Nord Stream 2 AG, operadora del gasoducto homónimo ruso, informó de una fuga de gas provocada por causas desconocidas en una de las dos tuberías de la infraestructura cerca de la isla danesa de Bornholm. Más tarde trascendió que las dos líneas del gasoducto paralelo Nord Stream 1 también habían sido dañadas.

El mandatario ruso ha indicado que el objetivo de este acto de sabotaje es “socavar la seguridad energética del continente entero” al “destruir y bloquear las fuentes de energía barata”. De hecho, ha indicado que esto priva a los millones de consumidores de “gas, calor, energía eléctrica, otros recursos”, obligándoles a “comprar todo a precios mucho más altos”

Putin ha evitado a culpar a nadie del sabotaje. Sin embargo, ha dicho que detrás de los ataques contra los gasoductos rusos está “el que busca romper definitivamente los lazos entre Rusia y la UE” y apoderarse del mercado europeo, debilitando su potencial industrial. Se trata de alguien “capaz de organizar las explosiones técnicamente y que ya acudía a ese tipo de sabotajes, y fue pillado con las manos en la masa, pero quedó impune”, ha manifestado.

“Los principales beneficiados están claros [...] Puesto que [este incidente] refuerza la importancia geopolítica de los sistemas de gas restantes, el que pasa por el territorio de Polonia [...] y de Ucrania, y que Rusia construyó asumiendo el costo. Pero también a Estados Unidos, que ahora puede entregar su energía a precios elevados”, ha resaltado.

 

Nord Stream es el gasoducto más importante para Europa. Nord Stream 1 se construyó en 2011, mientras que Nord Stream 2, blanco de sanciones y presiones de Estados Unidos, terminó en noviembre de 2021, pero que nunca entró en funcionamiento debido a las presiones de EE.UU., por una parte, y las tensiones entre Berlín y Moscú por el conflicto en curso en Ucrania, por otro lado.

Con todo esto, Putin ha asegurado que su país podrá colocar su gas en el mercado mundial gracias a las conexiones que siguen abiertas con China y con Turquía, a través de las tuberías Fuerza de Siberia, que transporta gas a China; Turk Stream, que lleva el combustible a Turquía y al sur de Europa; y Blue Stream, para satisfacer la demanda interna del mercado turco.

nkh/hnb