• El ministro ruso de Asuntos Exteriores, Serguéi Lavrov. (Foto: TASS)
Publicada: sábado, 9 de octubre de 2021 10:23

El ministro ruso de Asuntos Exteriores denuncia que Estados Unidos utiliza el tema del gas para “sembrar la discordia” entre Rusia y la Unión Europea (UE).

En declaraciones formuladas el viernes, el canciller ruso, Serguéi Lavrov, señaló que Washington intenta sabotear la cooperación entre Moscú y Bruselas, cuestionando los envíos de gas ruso a países europeos.

EE.UU. declara abiertamente que la cooperación con Rusia contradice los intereses de la seguridad energética de Europa. Quieren sembrar la discordia entre nosotros, reducir nuestra interdependencia”, advirtió Lavrov.

Al precisar que Rusia suministra casi un tercio del gas que necesita Europa, el ministro indicó que la Federación Rusa a la vez depende en gran medida de los países que compran su gas. “Son sus gasoductos, no podemos cambiar su dirección”, apuntó.

Lavrov llamó a Rusia y la UE a no caer en la politización del gas y tomar consciencia de que las deficiencias de los gobiernos y de las compañías correspondientes en materia energética pueden provocar problemas en el abastecimiento de la energía y, en general, en la seguridad energética.

 

El máximo diplomático ruso cargó contra la Casa Blanca, en especial durante la Administración de Donald Trump, acusándola de ejercer una presión muy fuerte sobre la UE para que rechazara el combustible ruso y, en cambio, construyera terminales para recibir el gas natural licuado estadounidense.

Moscú aboga por la aprobación cuanto antes por parte de los reguladores europeos del gasoducto Nord Stream 2, que transportará hasta 55 000 millones de metros cúbicos de gas directamente a Alemania por el fondo del mar Báltico, recalcando que es un proyecto comercial provechoso tanto para Rusia como para la Unión Europea.

La Casa Blanca se ha opuesto a dicho megaproyecto, afirmando que aumentaría la influencia de Rusia en Europa en un momento de creciente tensión entre ambas potencias.

En este sentido, el 20 de agosto, EE.UU. anunció nuevas sanciones contra los gasoductos rusos para exportación a través del bloqueo de inmuebles o intereses en inmuebles de entidades que participaron en la construcción del megaproyecto Nord Stream 2.

tmo