• Sputnik V, la vacuna rusa contra COVID-19, desarrollada por el Instituto de Investigación de Epidemiología y Microbiología de Gamaleya.
Publicada: viernes, 14 de agosto de 2020 9:31

Aun siendo primero en la lista de la pandemia de COVID-19, Estados Unidos niega cooperar con Rusia para el desarrollo de vacunas y medicinas contra la enfermedad.

Existe un sentimiento general de desconfianza hacia Rusia del lado estadounidense y creemos que las tecnologías, incluidas las vacunas, las pruebas y los tratamientos, no se están adoptando en Estados Unidos debido a esa desconfianza”, indicaron unos funcionarios de alto rango rusos, según ha publicado este viernes la agencia de noticias local Sputnik, citando a la cadena estadounidense CNN.

La parte rusa, que habló bajo condición de anonimato, reveló que Moscú ofreció anteriormente “una cooperación sin precedentes” con la asociación Operation Warp Speed, destinada por el Gobierno de EE.UU. a estudiar sobre vacunas y remedios de la COVID-19,  y todavía está listo a colaborar con las compañías farmacéuticas estadounidenses y compartir información sobre la primera vacuna que ha producido en el mundo contra la COVID-19.

Si nuestra vacuna demuestra ser una de las más eficaces, se preguntarán por qué Estados Unidos no exploró esta opción con más profundidad, por qué la política se interpuso en el acceso a una vacuna”, cuestionó un alto cargo ruso.

 

Rusia anunció el miércoles el inicio de la fase final de las pruebas de la vacuna, denominada Sputnik V, en honor al primer satélite lanzado al Espacio por la entonces Unión Socialista de Repúblicas Soviéticas (URSS), pero algunos países, entre ellos Alemania, mostraron dudas argumentando que no hay datos científicos sobre la calidad, la eficacia y la seguridad de la vacuna rusa.

Al respecto, un asesor del Gobierno estadounidense dijo a CNN que se trata de datos de seguridad totalmente inadecuados: “EE.UU. de ningún modo va a probarla en monos, y mucho menos en personas”, dijo un funcionario de salud pública del país norteamericano.

De acuerdo con las estadísticas mundiales del portal Worldometer, hasta la fecha, hay más de 5 415 000 personas afectadas por el nuevo coronavirus en EE.UU. y 170 415 han perdido la vida.

msm/ktg/ask/mkh