• El senador ruso Konstantín Kosachev en una conferencia en Munich (Alemania).
Publicada: lunes, 16 de septiembre de 2019 8:30

Rusia califica de “infundadas” las acusaciones de EE.UU. sobre la supuesta implicación de Irán en los ataques a las instalaciones petroleras de Arabia Saudí.

“No hay ninguna razón para culpar a Teherán”, afirmó el domingo Konstantín Kosachev, jefe del Comité de Asuntos Exteriores del Consejo de la Federación Rusa (el Senado), según recoge el periódico ruso Izvestia.

Las declaraciones del senador ruso hacen alusión al ataque con 10 aeronaves no tripuladas (drones) del Ejército yemení, respaldado por el movimiento popular Ansarolá, a dos instalaciones vitales de la compañía saudí Aramco, en el este del reino árabe.

LEER MÁS: New York Times: Drones de Yemen han puesto en jaque a Arabia Saudí

Tras el incidente, el secretario estadounidense de Estado, Mike Pompeo, acusó a Irán del ataque a las instalaciones vitales en Buqaiq y Jurais, de la compañía petrolera saudí Aramco. Irán, de seguido, negó toda implicación en el ataque.

El senador ruso ha denunciado, además, que el Gobierno estadounidense “responsabiliza a la República Islámica de Irán de todos los acontecimientos malos que ocurren en la región del Oriente Medio.

No hay ninguna razón para culpar a Teherán en este caso”, afirma el presidente del Comité de Asuntos Exteriores del Consejo de la Federación de Rusia, Konstantín Kosachev, en reacción a acusaciones de de EE.UU. sobre la supuesta implicación de Irán en los ataques a las instalaciones petroleras de Arabia Saudí.

 

Entre tanto, otro funcionario ruso, bajo condición de anonimato, alertó la misma jornada de que las acusaciones de Washington contra Irán tienen como objetivo “envenenar aún más los lazos diplomáticos entre Irán y Arabia saudí”, los dos principales actores de la región.

LEER MÁS: Trump amenaza con responder a los ataques a las instalaciones petroleras saudíes

Por su parte, el canciller iraní, Mohamad Yavad Zarif, ha arremetido contra Pompeo por recurrir al “engaño máximo”, tras haber fracasado en su campaña de “presión máxima” contra Teherán. Sin embargo, ha advertido que EE.UU. no saldrá del atolladero de Yemen culpando a Irán.

fmk/nii/

Comentarios