• El ministro de Relaciones Exteriores ruso, Serguéi Lavrov, en una conferencia de prensa en Sochi, Rusia, 13 de mayo de 2019. (Foto: Reuters)
Publicada: lunes, 10 de junio de 2019 17:31

Los Gobiernos ruso y sirio avisan que todo ataque perpetrado por grupos terroristas será vengado, ya que los extremistas atacan sin contemplaciones a civiles.

“Rusia y el Ejército sirio no dejarán esos actos sin respuesta, la cual será dura y aplastante”, ha declarado hoy lunes Serguéi Lavrov mientras ha enfatizado que no se contempla la concesión de indulgencia alguna a los terroristas.

El jefe de la Diplomacia rusa ha explicado que las medidas se deben a que los terroristas organizan sistemáticamente provocaciones y atacan a los civiles sirios y las posiciones del Ejército del país árabe.

No obstante, ha puesto de relieve la necesidad de separar la oposición armada de los integrantes del grupo terrorista Frente Al-Nusra (autoproclamado Frente Fath Al-Sham), al tiempo que ha instado a realizar dicho proceso a la mayor brevedad posible.

Lavrov ha recordado también que los extremistas lanzan ofensivas letales con sistemas de cohetes y drones contra la base área rusa de Hmeimim.

Rusia y el Ejército sirio no dejarán esos actos sin respuesta, la cual será dura y demoledora”, ha declarado el canciller ruso, Serguéi Lavrov, mientras ha enfatizado que no se contempla la concesión de indulgencia alguna a los terroristas.

 

Lavrov ha indicado también que en Idlib hay muchas armas de fabricación occidental, las cuales impulsan el contrabando de petróleo, e incluso el narcotráfico.

Idlib es el último feudo de los grupos terroristas, en particular, del Frente Al-Nusra y, según diversos informes, esas células reciben apoyos foráneos, sobre todo de países árabes de la región.

Leer másChocantes detalles del apoyo a Al-Nusra de EEUU y Arabia Saudí

Leer más: Rusia reitera: Presencia militar ilegal en Siria debe terminar

El pasado 29 de mayo, el viceministro de Asuntos Exteriores de Siria, Faisal al-Miqdad, anunció que su país estaba determinado a liberar la provincia de Idlib, desde donde los terroristas suelen lanzar ataques y cohetes indiscriminadamente contra zonas pobladas por civiles. 

A este respecto, Siria exige al Consejo de Seguridad de Naciones Unidas (CSNU) condenar los ataques de los extremistas contra los civiles y responsabilizar de las matanzas a los mismos países que secundan el terrorismo en el país árabe.

nlr/ctl/ftm/mjs