• La estación antimisiles Aegis Ashore instalada en Rumanía.
Publicada: lunes, 15 de enero de 2018 10:55
Actualizada: lunes, 15 de enero de 2018 19:29

El ministro ruso de Asuntos Exteriores, Serguéi Lavrov, ha asegurado este lunes que Moscú tiene pruebas concretas de que el sistema antimisiles de Estados Unidos, desplegado en la región Asia Este, apunta, de hecho, contra la Federación Rusa.

“Moscú tiene muchas pruebas de que el escudo antimisil de EE.UU. está dirigido contra Rusia. (…) Además, Moscú tiene datos de que estas instalaciones tendrán capacidades para llevar a cabo acciones ofensivas”, ha afirmado el canciller ruso durante una rueda de prensa dedicada a los resultados del año 2017.

A continuación, ha cuestionado que esté en manos de los propios japoneses el control del sistema de defensa antimisiles de EE.UU. estacionado en el territorio nipón, el cual, según datos de Moscú, se basa en lanzadores con capacidad de “emplear armas ofensivas”, ha dicho Lavrov.

Para el jefe de la Diplomacia rusa, los problemas sobre este sistema “empañan” las relaciones entre Rusia y Japón: “Se ha dicho que el sistema estará bajo control japonés y que Estados Unidos no tendrá nada que ver con ello, pero tenemos serias dudas al respecto”, ha aducido.

Moscú tiene muchas pruebas de que el escudo antimisil de EE.UU. está dirigido contra Rusia”, recalca el canciller ruso, Serguéi Lavrov.

 

En este sentido, Serguéi Lavrov ha instado a Tokio a proporcionarle a Moscú una información más detallada sobre este sistema de defensa antimisiles, de fabricación estadounidense, durante los diálogos que mantendrán los secretarios de consejos de seguridad nacionales de ambos países.

El escudo en cuestión se llama Aegis Ashore, cuya adquisición de Estados Unidos se aprobó a mediados del pasado mes de diciembre por el Parlamento de Japón como una medida ante la supuesta amenaza que representan los misiles de Corea del Norte para el país nipón.

La insistencia de las autoridades japonesas de que estas acciones de Tokio no representan ningún tipo de amenaza a la seguridad rusa no convence al Kremlin; pues el vicecanciller ruso, Serguéi Riabkov, prometió que Moscú adoptará medidas militares contra el despliegue de estos antiaéreos en Japón.

Según el viceministro ruso de Exteriores, las características técnicas y funciones de estos sistemas son idénticas a las de EE.UU. que son capaces de lanzar misiles interceptores y misiles de crucero de alcance medio y más corto.

zss/ktg/tas

Comentarios