• Alborotadores prenden fuego a una motocicleta de la Policía durante una protesta en Teherán, capital de Irán, tras la muerte de Mahsa Amini. (Foto: AP)
Publicada: domingo, 25 de septiembre de 2022 6:33

Las fuerzas de seguridad de Irán han identificado a más de 1200 instigadores y participantes en los recientes disturbios, incluso algunos han sido detenidos.

Una fuente de seguridad bien informada, citada el sábado por la agencia local de noticias Tasnim, ha informado que, con la vigilancia de los servicios de seguridad y la cooperación del pueblo, fueron identificados cerca de 1200 instigadores de los disturbios que enfrenta el país.

La protesta de algunos compatriotas que tienen ciertas reivindicaciones difiere de alborotar, atacar a centros militares, destruir bienes públicos e incitar al amotinamiento”, ha aclarado.

La fuente ha aconsejado a los ciudadanos iraníes, especialmente a los jóvenes, estar atentos al oportunismo de los grupos malintencionados que se aprovechan de una protesta pacífica para convertirla en tumulto, enfatizando que los agitadores recibirán una dura respuesta.

En este contexto, el ministro iraní del Interior, Ahmad Vahidi, pidió a las familias proteger a sus hijos para que no caigan en la trampa de los enemigos, recalcando que quienes estén presentes en los disturbios serán definitivamente identificados. Vahidi urgió a los que han tomado posiciones equivocadas en este asunto, a corregir sus errores.

 

En los últimos cuatro días, instrumentalizando la muerte de la joven Mahsa Amini, alborotadores han atentado contra el orden público, provocando disturbios, incendios en varias mezquitas, agresión contra las fuerzas de seguridad y destrozos parciales y totales en propiedades públicas y privadas.

Desde el primer día de la muerte repentina y sospechosa de Mahsa, las autoridades de alto rango de Irán, incluido el presidente del país, Seyed Ebrahim Raisi, el ministro del Interior, el presidente del Poder Judicial, Qolam-Husein Mohseni Eyei, y miembros del Parlamento, así como la Policía, han asegurado que el caso está bajo un seguimiento serio y todos los aspectos del incidente están siendo investigados minuciosamente.

Esto, mientras que los medios de comunicación occidentales intentan culpar a los agentes de policía de la muerte de Mahsa buscando desatar la ira contra el Sistema de la República Islámica de Irán, por ello recurren a manipular la información hasta con montajes de vídeos.

msm/ctl/mrg