• El portavoz del Ministerio de Asuntos Exteriores de Irán, Said Jatibzade, habla en una rueda de prensa en Teherán, la capital.
Publicada: lunes, 19 de octubre de 2020 10:44

Tras el fin del embargo de armas a Irán, este país afirma que ni el secretario de Estado de EE.UU., Mike Pompeo, cree en el éxito de las sanciones.

El portavoz del Ministerio de Asuntos Exteriores de Irán, Said Jatibzade, ha desestimado este lunes las amenazas que hizo el domingo Pompeo con imponer sanciones a cualquier individuo o entidad que haga transacciones de armamentos con el país persa, aun cuando el embargo de armas de la Organización de las Naciones Unidas (ONU) sobre la República Islámica ha expirado ya.

“Las declaraciones de Pompeo muestran que ni él mismo cree que las sanciones unilaterales de Estados Unidos hayan tenido éxito”, ha dicho el portavoz iraní en su rueda de prensa semanal. También ha dejado claro que la República Islámica de Irán actúa en el marco de los tratados internacionales.

Jatibzade explica que lo que sucedió el domingo, es decir, el fin del embargo tras trece años, fue una gran victoria para la nación iraní. Destaca que en los últimos cinco años Irán no ha alterado su política de defensa, ni su programa de misiles, ni sus objetivos regionales.

Los estadounidenses temen, en realidad, que Irán regrese al amplio mercado tecnológico y a las exportaciones de armas, pues el 90% de las necesidades de defensa de Irán se producen a nivel nacional, e Irán, según el diplomático, más que ser un cliente de armas, tiene la capacidad de venderlas.

 

“Irán no es como Estados Unidos, cuyo presidente busca vender armas mortales para matar al pueblo yemení. (…) Irán no gasta una décima parte de lo que gastan otros países en el ámbito militar y no ha realizado compras militares durante años”, ha recalcado.

Las restricciones a las armas iraníes llegaron el domingo a su fin, a pesar de que el Gobierno estadounidense, presidido por Donald Trump, intentó presionar a los miembros del Consejo de Seguridad de Naciones Unidas (CSNU) para prorrogarlas bajo el mecanismo de reactivación inmediata (snapback).

Irán, en las cuatro décadas después de la victoria de la Revolución Islámica (1979), ha logrado avances considerables en la industria defensiva, pese a las crueles sanciones occidentales, y ahora es autosuficiente en la producción de varios equipos y sistemas militares.

msm/ftn/nii/