• Presidente del Consejo de Discernimiento del Sistema de la República Islámica de Irán (dcha.) se reúne con el embajador sirio, 2 de noviembre de 2017.
Publicada: viernes, 3 de noviembre de 2017 6:58

Un alto funcionario iraní critica la política de doble rasero de EE.UU. que llama terroristas a los que verdaderamente luchan contra el flagelo del terrorismo.

“EE.UU. no es el enemigo de Daesh (acrónimo en árabe de la banda terrorista EIIL) y los terroristas takfiríes y su conducta demostrativa es para debilitar el Gobierno legítimo de Siria; pues llama terroristas a los que verdaderamente luchan contra Daesh y el terrorismo”, dijo el jueves el presidente del Consejo de Discernimiento del Sistema de la República Islámica de Irán, el ayatolá Seyed Mahmud Hashemi Shahrudi.

En una reunión mantenida con el embajador sirio en Irán, Adnan Mahmud, en Teherán (capital iraní), el alto clérigo persa indicó que EE.UU. considera terroristas a las fuerzas populares iraquíes, conocidas como Al-Hashad Al-Shabi, y el Movimiento de Resistencia Islámica de El Líbano (Hezbolá) que apoya a Damasco en su lucha antiterrorista.

Por este comportamiento de doble rasero, prosiguió, nadie confía en Washington. De hecho, añadió, “EE.UU. planea fragmentar los países de la región, debilitar el espíritu de la resistencia y reforzar el régimen de Israel”.

EE.UU. no es el enemigo de Daesh (acrónimo en árabe de la banda terrorista EIIL) y los terroristas takfiríes y su conducta demostrativa es para debilitar el Gobierno legítimo de Siria; pues llama terroristas a los que verdaderamente luchan contra Daesh y el terrorismo”, dijo el presidente del Consejo de Discernimiento del Sistema de la República Islámica de Irán, el ayatolá Seyed Mahmud Hashemi Shahrudi.

El clérigo iraní se refirió al incumplimiento de EE.UU. con sus promesas en el acuerdo nuclear iraní, su interferencia en los asuntos defensivos y el programa de misiles de Irán e imposición de sanciones al Cuerpo de Guardianes de la Revolución Islámica (CGRI). Con tales intentos, recalcó, EE.UU. busca reducir la influencia de Irán en la región, que es el núcleo de la resistencia en Oriente Medio.

Por lo tanto, aseveró, los países islámicos deben conocer su verdadero enemigo y “no confiar en los enemigos del Islam”. Conforme al ayatolá Shahrudi, estos países deben evitar ser engañados por EE.UU. y sus complots. En este sentido, expresó su deseo de que Siria continúe su camino para luchar contra las conspiraciones de Washington y sus aliados.

El funcionario persa se refirió, además, a la reunión que mantuvieron el miércoles los presidentes de Rusia y Azerbaiyán, Vladimir Putin e Ilham Aliev, respectivamente, con el Líder de la Revolución Islámica de Irán, el ayatolá Seyed Ali Jamenei, en Teherán, y dijo que las afirmaciones del Líder iraní sobre el conflicto sirio en dichos encuentros demuestran la importancia de Siria y la seguridad de la región para Teherán.

A su vez, el embajador sirio agradeció los apoyos de Irán y su Líder al país árabe, y consideró las relaciones estratégicas Teherán-Damasco como factor principal para reforzar el eje de la resistencia, algo que ha contribuido a la derrota de los extremistas.

Además, hizo alusión a las agresiones de Israel contra el territorio sirio y enfatizó que tales ataques exponen el acompañamiento de este régimen con los terroristas.

ftn/ktg/hnb

Comentarios